Familiares y amigos dan su último adiós a la malograda Diana Quer

Familiares y amigos despidieron ayer a Diana Quer en un velatorio celebrado en el tanatorio “La Paz” de la localidad madrileña de Tres Cantos, horas antes del funeral y entierro que se celebró por la tarde

Familiares y amigos dan su último adiós a la malograda Diana Quer
El funeral y entierro de Diana Quer se celebró en la estricta intimidad familiar
El funeral y entierro de Diana Quer se celebró en la estricta intimidad familiar

Familiares y amigos despidieron ayer a Diana Quer en un velatorio celebrado en el tanatorio “La Paz” de la localidad madrileña de Tres Cantos, horas antes del funeral y entierro que se celebró por la tarde en un cementerio casi contiguo. Hasta la sala 17 del tanatorio, en la que se estableció la capilla ardiente, fueron llegando desde primera hora de la mañana decenas de parientes y allegados de la malograda joven, cuyos restos morales llegaron a la capital de España a primeras horas de la madrugada después de que el juez autorizó su entrega a la familia tras concluirse la autopsia realizada en las sedes de Santiago de Compostela y Verín del Instituto de Medicina Legal de Galicia (Imelga).
Los padres de Diana Quer habían pedido en la víspera a los medios de comunicación que respetasen la “estricta intimidad familiar” del sepelio de su hija. Ya por la mañana, la familia de la joven madrileña hizo público un comunicado en el que indicó que “en un día como hoy, en el que con tanto dolor despedimos a Diana, queremos hacer público de nuevo nuestro agradecimiento a tantas personas que nos han acompañado en estos largos y tristes meses; lo agentes que han trabajado sin descanso en la búsqueda de Diana; a todos los ciudadanos que intentaron contribuir con su ayuda a la localización de nuestra hija, especialmente en Galicia y también en el resto de España. Gracias por los miles de muestras de afecto”.
Del mismo modo, Juan Carlos Quer y Diana López-Pinel, junto a su hija Valeria, trasladaron su “solidaridad” a las familias de los desaparecidos que aún no han encontrado a sus seres queridos: “Sentimos su dolor y deseamos de corazón que puedan reencontrarse pronto con ellos”. Luego, volvieron a dirigirse a su hija: “Hoy nuestra preciosa Diana descansa finalmente en paz. Sólo mitiga en algo nuestro dolor pensar que su vida pueda servir para evitar que otras familias sufran tanto como nosotros. Nunca te olvidaremos, Diana”.
Una familiar de los Quer López-Pinel manifestó a su salida del velatorio que “están todos muy mal, destrozados. Es una situación muy atípica, los padres han estado con una incertidumbre tremenda. La niña descansa por fin, y ahora tienen que partir de cero. Han sido muchos meses y muy difícil. Era una niña muy buena, un ángel, especial, tímida, muy unida a la familia”. Los parientes llevaron un collage con fotografías de la familia de hace unos años, mientras que los amigos se acercaron con peluches y flores. “En este día no hay palabras para describir lo que una persona siente. No saben el daño que hacen a las familias. Es tremendo”, manifestaron algunos amigos que no daban crédito al trágico desenlace de la desaparición de Diana en la madrugada del 22 de agosto de 2016 en A Pobra do Caramiñal.
También aseguraron sentirse muy afectados sus compañeros del instituto Arquitecto Ventura Rodríguez de Pozuelo de Alarcón. “Es algo que lo ves mucho por la tele, pero no esperas que pase en un ambiente tan cercano, e impacta bastante. No tenía ninguna culpa”, señalaron algunos de ellos en declaraciones a la prensa. El propio centro educativo quiso rendirle homenaje con un mensaje colgado en la página web: “Diana, tus profesores, compañeros de clase y todo el personal del instituto te recordamos. Siempre serás parte de este centro”, además de expresar sus condolencias a la familia y amigos de la joven fallecida.