La Guardia Civil extrae restos biológicos de la nave de Asados en la que fue hallado el cadáver de Diana Quer

La Guardia Civil llevó a cabo esta mañana una minuciosa inspección ocular en la antigua fábrica de gaseosas del lugar de Somoza, en la parroquia rianxeira de Asados, en la que fueron hallados el pasado 31 de diciembre los restos mortales de la joven madrileña Diana Quer, que aparecieron sumergidos a ocho metros de profundidad en un aljibe con agua limpia.

La Guardia Civil extrae restos biológicos de la nave de Asados en la que fue hallado el cadáver de Diana Quer
La comitiva judicial realiza una inspección ocular en los accesos a la fábrica abandonada   CHECHU RÍO
La comitiva judicial realiza una inspección ocular en los accesos a la fábrica abandonada CHECHU RÍO

La Guardia Civil llevó a cabo esta mañana una minuciosa inspección ocular en la antigua fábrica de gaseosas del lugar de Somoza, en la parroquia rianxeira de Asados, en la que fueron hallados el pasado 31 de diciembre los restos mortales de Diana Quer, que aparecieron sumergidos a ocho metros de profundidad en un aljibe con agua limpia.Los inspectores de la Benemérita recogieron numerosas muestras de "muchas cosas, según indicó el abogado de la acusación particular, Ricardo Pérez Lama, que ejercen de manera conjunta el padre y la madre de la malograda joven madrileña, que fue el que solicitó la realización de esta diligencia al juez instructor, Félix Isaac Alonso, que también asistió a este registro en la nave, junto con la letrada de la Administración de Justicia (antigua secretaria judicial). Los grandes ausentes en este registro fueron José enrique Abuón Gey, "Chiclé", y su abogado, José Ramón Sierra, que rehusó acudir al mismo, aunque su presencia no era necesaria. El letrado de la familia Quer confirmo que solicitó un reconstrucción, en laque se precisará de la presencia y colaboración del rianxeiro investigado por el crimen Diana Quer que ya pasó su primera noche en la cárcel pontevedresa de A Lama, tras acodarse su traslado desde la prisión de Teixeiro por razones de seguridad. 

Aunque inicialmente había muchas y habrá que esperar a conocer los resultados de los análisis que se practiquen a las muestras recogidas en esa fábrica abandonada, el hecho de que fuera sometida a una limpieza en profundidad y desescombro, con la retirada de muebles y otros residuos, tal y como ya informó este periódico, parece que ha sembrado el pesimismo, pues se considera que esa acción dificulta la posibilidad de que se pueda encontrar algo que permita conocer las circunstancias que rodearon la muerte de Diana Quer. La inspección ocular, que contó con la participación de varios efectivos de diversas unidades de la Benemérita, incluidos tres perros procedentes de Madrid, se prolongó desde poco antes de las diez de la mañana hasta cerca de las dos de la tarde, y de la que los agentes que participaron en la misma salieron con unas bolsas de las que se desconoce el contenido concreto.