• Viernes, 23 de Febrero de 2018

Recelan del uso de policías locales para velar por seguridad en una batida de jabalí en Ribeira

El pasado 3 de febrero se desarrolló durante varias horas en la zona del parque periurbano de San Roque, en Ribeira, una batida de jabalí, en la que había una veintena de participantes, que pudieron derribar dos ejemplares.

Recelan del uso de policías locales para velar por seguridad en una batida de jabalí en Ribeira

El pasado 3 de febrero se desarrolló durante varias horas en la zona del parque periurbano de San Roque, en Ribeira, una batida de jabalí, en la que había una veintena de participantes, que pudieron derribar dos ejemplares. Así lo pudieron confirmar algunas personas que trataron de acceder a esa zona y se encontraron con la prohibición por parte de tres efectivos de la Policía Local de la capital barbanzana, que no les dejaron pasar por razones de seguridad y evitar que les pudieran alcanzar con un disparo. Esos afectados no ponen en duda que esa batida se haya hecho con todas las de la ley, pero si ponen en entredicho que se haya utilizado a los agentes municipales para que controlase los accesos por carretera. En este sentido, señalan que, en todo caso, ese control le correspondería hacerlo a la Guardia Civil, por ser una carretera de su competencia, pero sobre todo afirman que deberían ser los mismos promotores de la batida de jabalí los que corran con esas labores de vigilancia.
Además, el hecho de que estuvieran allí tres policías locales provocó que no hubiera ningún otro en el resto del municipio para atender servicios habituales como el del funcionamiento del mercadillo semanal en la explanada portuaria. Parece ser que no ha sentado nada bien entre la plantilla policial ribeirense que se les haya obligado a prestar ese servicio, pero precisaron que ellos están para cumplir las órdenes que les dicten sus superiores, Tras conocer esto último, los particulares que denunciaron esa situación sostienen que los agentes municipales no deberían intervenir en actuaciones que excedan sus competencias. Añadieron que parece que “un superior que deu a orde podería ser un dos participantes na batida”. l