• Martes, 21 de Noviembre de 2017

La reforma del Malecón contempla reducir a dos los carriles de circulación

El alcalde ribeirense sigue desarrollando su proyecto de ciudad en el que el peatón gana protagonismo en detrimento de los vehículos y el tráfico rodado, con la finalidad de hacer de Santa Uxía

La reforma del Malecón contempla reducir a dos los carriles de circulación
Imagen del plano del proyecto de reordenación de la zona del Malecón desde la rotonda de la estación de autobuses hasta el mercado
Imagen del plano del proyecto de reordenación de la zona del Malecón desde la rotonda de la estación de autobuses hasta el mercado

El alcalde ribeirense sigue desarrollando su proyecto de ciudad en el que el peatón gana protagonismo en detrimento de los vehículos y el tráfico rodado, con la finalidad de hacer de Santa Uxía un lugar “más habitable” y confiriéndole a los viales el carácter urbano que les corresponde. Además de que el plan de peatonalización puesto en marcha estos días con las obras de nueva pavimentación en la Avenida Rosalía de Castro, contempla el desarrollo de una ambiciosa actuación con la reordenación de espacios en la Avenida del Malecón, y que incluye la pavimentación del parque infantil de García Bayón.
Ello será posible gracias a la firma del convenio por el que Portos de Galicia pone a disposición del Concello los terrenos y autoriza las obras, que cuentan con un presupuesto de licitación de 998.435 euros. Entre las principales modificaciones sobresale la reducción de cuatro a dos los carriles de circulación -uno para cada sentido- y la creación de un carril bici de entre 2 y 2,5 metros de anchura entre la rotonda de la estación de autobuses y la Avenida das Carolinas, así como la eliminación de plazas de la gran mayoría de los aparcamientos existentes en batería existentes en los dos márgenes de la calzada y en la zona central entre los actuales carriles, todo ello situado entre la rotonda de la estación de autobuses y el cruce con la Avenida Rosalía de Castro.
Contrariamente a que pudiera parecer que no habrá sitios donde estacionar los vehículos, Manuel Ruiz apunta que, dentro de la reordenación prevista, se habilitarán espacios en la superficie que actualmente ocupa la estación de autobuses, que será demolida y previsiblemente será trasladada al entorno del edificio del mercado, dentro de la zona portuaria, pero que se desarrollará en otro proyecto. Del mismo modo, también está previsto que se gane espacio para aparcamientos en la actual explanada de los rederos, a los que se les buscará un nuevo emplazamiento. Y se procederá a la demolición del palco de piedra para la música; se rediseñará la glorieta de la estación de autobuses, de manera que se pueda hacer un mirador en el punto de confluencia del puerto con el paseo de O Touro. En el proyecto redactado por la ingeniera municipal se reordena el espacio del aparcamiento existente en el entorno del mercado, creando plazas en batería y una amplia zona peatonal. Además, se contempla la sustitución del deteriorado pavimento de caucho de la zona de juegos infantiles del parque García Bayón por caucho continuo.