• Miércoles, 18 de Octubre de 2017

La exención de tasas en radas necesitará el visto bueno de Portos y de Facenda

La Consellería do Mar pedirá cuentas a Portos de Galicia y a la Consellería de Facenda para ver si es o no posible introducir algunas exenciones en el pago de tasas por ocupación de superficie portuaria. Así lo reclaman varios municipios, el último Vilanova de Arousa en reunión esta semana con la conselleira, Rosa Quintana.

La exención de tasas en radas necesitará el visto bueno de Portos y de Facenda
La Xunta valora no cobrar, por ejemplo, por la instalación de ornato navideño en suelo portuario                         d.a.
La Xunta valora no cobrar, por ejemplo, por la instalación de ornato navideño en suelo portuario d.a.

La Consellería do Mar pedirá cuentas a Portos de Galicia y a la Consellería de Facenda para ver si es o no posible introducir algunas exenciones en el pago de tasas por ocupación de superficie portuaria. Así lo reclaman varios municipios, el último Vilanova de Arousa en reunión esta semana con la conselleira, Rosa Quintana.
La titular del departamento autonómico admitía ayer haber recogido el ruego del regidor vilanovés y el de otros alcaldes. “Estamos sensibles a estas peticións”, declaró, indicando que se “valorará” la introducción de “algunhas excepcións”. No obstante, señaló, la normativa es clara fijando la obligatoriedad en el cobro por ocupación del terreno portuario.
En todo caso, sí se estudiarán esas posibles excepciones, para “colocar un arboliño de Nadal ou para actividades sen intereses económicos”, aunque insistió en que será necesario consultar y obtener el parecer del ente público y si es posible presupuestariamente.
Estas pasadas Navidades hubo cierta polémica en municipios como Vilanova y Cambados, donde hubo que hacer frente al pago de tasas portuarias por la instalación de ornato navideño.

en cambados
Además, en Cambados solicitaron una revisión de las medidas de superficie ocupada por la Festa do Albariño 2016, ya que las liquidaciones de las tasas excedían con mucho las de años anteriores, con una ocupación similar. Eso sí, aunque prospere la iniciativa que pretende exonerar a los concellos del pago de ciertas tasas, parece claro que la fiesta cambadesa no podrá acogerse a estas excepciones, puesto que, por ejemplo, en los stands de A Calzada se venden vinos de cara al público, lo que genera un rendimiento económico que no se contemplaría en estos supuestos a estudiar.
El actual ejecutivo cambadés ha ido desplazando otras actividades culturales y de ocio en A Calzada a otros espacios como la Praza de Fefiñáns, justamente, para intentar ahorrar en el pago de estas liquidaciones.