• Miércoles, 20 de Septiembre de 2017

El PP pierde la moción comarcal del área sanitaria al quedarse en minoría

La moción contra el anteproyecto de la Xunta de reforma de la Lei Sanitaria salió anoche adelante en el Pleno de la Mancomunidade de O Salnés al quedarse el PP en minoría.

El PP pierde la moción comarcal del área sanitaria al quedarse en minoría
Un momento de una sesión plenaria de la Mancomunidade, en Exposalnés | d. a.
Un momento de una sesión plenaria de la Mancomunidade, en Exposalnés | d. a.

La moción contra el anteproyecto de la Xunta de reforma de la Lei Sanitaria salió anoche adelante en el Pleno de la Mancomunidade de O Salnés al quedarse el PP en minoría. El texto fue presentado por el líder de Somos Cambados, Tino Cordal, bajo su firma y la de los representantes de PSOE y BNG Tania García y Víctor Caamaño, respectivamente. 
.Durante la sesión, el alcalde de Meis, el popular José Luis Pérez, tuvo que abandonar la mesa y eso posibilitó que, a la hora de la votación, el PP sumase solo 9 votos para rechazar la propuesta. PSOE, BNG, Somos Cambados e Independientes por Ribadumia sumaron diez votos en apoyo del texto. A la ausencia del representante de Meaño Independiente hubo que añadir la abstención de SAL, lo que permitió que la moción saliera adelante, entre las caras de desconcierto y circunstancias de los populares. 
“Bueno, ya lo arreglarán en el Parlamento”, sentenciaba el presidente en funciones, Gonzalo Durán, cámara donde los conservadores tienen mayoría y que será la única competente para resolver el futuro del polémico texto. 
Justamente, esto alegó Gonzalo Pita para justificar su abstención: Que las competencias en Sanidad son de la Xunta. Y que, en todo caso, la moción, referida en parte también al Hospital do Salnés, no entraba dentro de los intereses de los vecinos de Sanxenxo a los que representa, al recordar que estos son atendidos en el Hospital de Pontevedra.
Cordal también interrogó a Durán, durante los ruegos y preguntas, sobre el por qué no se invitó a su grupo, Somos, a la pasada reunión con Sanidade para abordar el anteproyecto. 
Cordal censuró que sí se invitase, en cambio, a otros grupos y preguntó si no se estaba, por ello, haciendo un uso partidista de la Mancomunidad. 
Ante la firmeza de Cordal, Durán reconoció que se había citado a los grupos mayoritarios y, efectivamente, no a Somos. Eso sí, dijo que el gobierno de Cambados sí conocía la convocatoria, por lo que señaló que un mayor diálogo entre los socios del cuatripartito hubiera bastado para que Cordal conociese la cita. Aún así, pidió disculpas y se comprometió a darle traslado del contenido del encuentro.  

“Asesinato en masa”
Las contrapuestas visiones de la izquierda y la derecha sobre la bondad o maldad de la reforma sanitaria llevaron a Durán, durante el debate, a preguntar irónicamente si los defensores de la moción no habrían “leído una ley diferente”. “A ustedes le dieron a leer algo parecido a un asesinato en masa”, ironizaba Durán sobre las críticas escuchadas. 
Acusó también a los detractores de la reforma de plegarse a la defensa de “intereses laborales” de los facultativos y no salir en la defensa, asegura, de los pacientes. También los responsabilizó de querer atribuir una “maldad intencionada al PP”, como si los populares fueran “a meter en campos de concentración” a los pacientes. Defendió que “todo aquí (en el hospital comarcal y a respecto de medios médicos) no es posible, por población”. 
Los defensores de la moción lamentaron que la reforma se hiciese “con opacidade”, “sen consultas previas ao sector” y que vaya encaminada a “alonxar a atención sanitaria”, priorizando Pontevedra frente a O Salnés. l