UGT exige por escrito la paralización del concurso para la plaza de policía

Colea la polémica por el concurso para cubrir una plaza de oficial de la Policía. UGT presentó ayer un escrito en el Concello solicitando la paralización cautelar del proceso, al considerar que no se ajusta a la normativa. El PP

UGT exige por escrito la paralización del concurso para la plaza de policía
Agentes del cuerpo local, en una imagen de archivo | g.s.
Agentes del cuerpo local, en una imagen de archivo | g.s.

Colea la polémica por el concurso para cubrir una plaza de oficial de la Policía. UGT presentó ayer un escrito en el Concello solicitando la paralización cautelar del proceso, al considerar que no se ajusta a la normativa. El PP, por su parte, insiste en que la alcaldesa pretende un “trato de favor a unha persoa, descaradamente” y de forma “alarmante”, refiriéndose al jefe provisional, Adolfo Suárez.
El sindicato pide en su escrito que se le dé traslado de todo el expediente y de los informes técnicos que lo acompañan. Dudan de la legalidad del concurso y apoyan su tesis en varios argumentos. El principal, que la convocatoria de oferta de empleo público de la que procedería la cobertura de esta plaza de oficial se remonta a 2006 y ya estaría “caducada”.


Es más, habría sido el propio cuatripartito el que, en octubre de 2015, había declarado la caducidad del proceso, sin que “se haya efectuado hasta el día de la fecha nueva oferta de empleo público”. Insisten en la central en que la necesaria aprobación de la oferta pública de trabajo “debe negociarse con los sindicatos”, hecho que tampoco se ha producido por parte del Ayuntamiento.
Añaden que el envío del anuncio del proceso de cobertura de la plaza “tendría que haber sido comunicada a la consellería”, ciñéndose a una baremación determinada por el departamento autonómico, un extremo que la propia regidora confirmó al señalar estos días que el baremo es, justamente, el determinado por la Xunta.
 

Estudian denunciar
El portavoz del PP, Luis Aragunde, denunciaba ayer de nuevo que el jefe provisional “leva case todos os días o coche para a casa”, en relación a un vehículo municipal, lo que le parece un “pago en especie”, al igual que el diseño de un concurso que, considera, está hecho a medida. “Isto é grave”, subrayaba. “Primerio denunciámolo nos medios, logo xa veremos se tamén noutros sitios”, advierte.
Además, considera “curioso, xa non digo outra cousa”, que las plazas temporales de auxiliares de la Policía de mayo a octubre y los refuerzos para el Albariño se cubran con agentes que antes procedían de O Salnés “e agora veñen sempre da zona de Nigrán e de Vigo”. En verano, apunta, “as prazas cúbrenas sempre as mesmas persoas” y en lo tocante al Albariño, destacó que “o irmán” del actual jefe provisional también tuviera plaza.
El PP responsabiliza a la alcaldesa, pero también a José Ramón Abal, como “concelleiro delegado” en Seguridad.