• Sábado, 25 de Noviembre de 2017

La compra de los bajos del Balneario permitirá rehabilitar el mirador

La compra de los bajos del Balneario permitirá a Ravella rehabilitar el emblemático mirador, sobre el que hasta ahora no se había podido actuar pese a su deteriorado estado.

La compra de los bajos del Balneario permitirá rehabilitar el mirador
Los bajos llevan tiempo vallados por el  mal estado de la estructura, que ahora será rehabilitada | gonzalo salgado
Los bajos llevan tiempo vallados por el mal estado de la estructura, que ahora será rehabilitada | gonzalo salgado

La compra de los bajos del Balneario permitirá a Ravella rehabilitar el emblemático mirador, sobre el que hasta ahora no se había podido actuar pese a su deteriorado estado.
El ejecutivo de Alberto Varela inició en 2016 las gestiones para enajenar esta superficie y en Ravella recibieron estos días el visto bueno de la Secretaria General del Patrimonio del Ministerio de Hacienda.
El Concello invertirá 16.380 euros en la comra de los 64 metros cuadrados de superficie situados en el Paseo Marítimo. Una operación que, explican fuentes municipales, “materializarase tan pronto como se concrete a partida económica dos orzamentos en curso, dos que se obterán os fondos”.


La administración municipal ya recibiera, por parte de Costas del Estado, el visto bueno a desafectar los terrenos, paso previo a la enajenación definitiva de los mismos.
Fueron tres opciones las que se barajaron: La compra, el alquiler y la cesión gratuita. Aunque esta última era la preferida por el Concello, y por la que se decantaba en un primer momento la administración estatal, finalmente no fue posible “polas dificultades que entrañaba ao ter que tratar como peza única a efectos de Rexistro da Propiedade e Catastro o balcón e os terreos desafectados, cando o primeiro forma un todo indivisible co resto do edificio do Balneario”, explican desde Ravella.
 

Muy deteriorada
La titularidad de esta superficie permitirá a la administración local hacer uso del mismo aunque el objetivo primordial es rehabilitar el mirador, actuación necesaria desde hace años que también podrá ponerse en marcha tras las nuevas notificaciones.
Y es que los responsables de Costas no dejaban actuar sobre el emblemático balcón porque se encontraba en zona de afección marítimo terrestre.
Una postura que, al mismo tiempo, chocaba con la de la Dirección Xeral de Patrimonio de la Xunta de Galicia, que aboga por la restauración y conservación de la característica estructura de un edificio catalogado y protegido como es el Balneario.
La titularidad municipal de estos terrenos pone fin a un largo conflicto competencial y permitirá llevar a cabo una actuación integral en el Balneario, lo cual no pudo hacerse hasta ahora al no disponer de esa parcela.