Fole: “El PSOE aprovechó una división interna para sacar adelante su propuesta de forma torticera”

Asimilando lo acontecido en el Pleno del martes. Así se encontraba ayer el grupo municipal del Partido Popular que definió la sesión como una “escenificación del Club de la Comedia”.

Fole: “El PSOE aprovechó una división interna para sacar adelante su propuesta de forma torticera”

Asimilando lo acontecido en el Pleno del martes. Así se encontraba ayer el grupo municipal del Partido Popular que definió la sesión como una “escenificación del Club de la Comedia”. Con los números en la mano, los mismos empleados en el debate plenario, Fole advirtió que “no es cierto” que la estabilidad económica de las arcas municipales quedase amenazada si el IBI se bajaba a un 0,54 como proponía EU y apoyaban tanto el PP como Somos Maioría.
El popular Tomás Fole tuvo ayer palabras para todos. Del BNG señaló que “tanto sale como entra y está totalmente desaparecido en mandato. Los dos ediles están solamente para calentar la silla”. Sin embargo las palabras más duras fueron para el edil díscolo de EU, Miguel Alves. “Votó para perjudicar a dos personas (en referencia a Jesús López y María Mosquera) y ha perjudicado a 38.000 vilagarcianos”, manifiesta Fole. 
Del gobierno apuntó que “presenciamos a un alcalde desdibujado que no duda de aprovecharse de una división interna para sacar adelante su propuesta de forma torticera”.
Al PP pareció molestarle sobremanera el hecho de que la portavoz, Tania García, los acusase de “conchabar” en la planta baja del Concello. “Los conchabeos son en la primera planta”, incidió. Además, hablando de la crisis interna de Esquerda Unida dejó caer que “hay muchas visitas del antiguo concejal a Ravella”.
El PP habló de números y selañó que la enmienda que pretendía Alves (de bonificar un 5 % a los recibos domiciliados) suponía una pérdida de ingresos similar a aplicar un tipo impositivo de un 0,50.
El PP también puso datos respecto a la pérdida de ingresos respecto al 0,55 al 0,54 (unos 142.000 euros) y que, a su juicio, se compensan con la buena situación económica del Concello “que nosotros dejamos”. 
Los conservadores también hablaron del “catastrazo” del rural “que aprobó el BNG que tanto lo defiende” y aportó recibos que duplican las cantidades a abonar de un año a otro. n