• Miércoles, 13 de Diciembre de 2017

El Supremo absuelve al constructor de las planeadoras del clan Roma

La Sala de lo Penal del Tribunal Supremo absuelve de un delito contra la salud pública a Jorge Lorenzo Santiago, el gerente del astillero Vianapesca, donde el clan liderado por Vázquez Roma construyó las planeadoras en las que intentó introducir 2,9 toneladas de cocaína en las aguas de O Grove y Bueu.

El Supremo absuelve al constructor de las planeadoras del clan Roma
El juicio contra el clan de Vázquez Roma se llevó a cabo en la Audiencia Provincial de Pontevedra | g.s.
El juicio contra el clan de Vázquez Roma se llevó a cabo en la Audiencia Provincial de Pontevedra | g.s.

La Sala de lo Penal del Tribunal Supremo absuelve de un delito contra la salud pública a Jorge Lorenzo Santiago, el gerente del astillero Vianapesca, donde el clan liderado por Vázquez Roma construyó las planeadoras en las que intentó introducir 2,9 toneladas de cocaína en las aguas de O Grove y Bueu.
Lorenzo Santiago, que durante el juicio defendió en todo momento su inocencia, se llevó la mayor condena por tráfico de drogas de las contempladas en la sentencia de la Audiencia Provincial, al no aplicársele el atenuante de confesión. Sin embargo el Supremo acepta su recurso ya que considera que el argumento de que en el astillero se construyan embarcaciones que pudiesen dedicarse a tal delito podría extrapolarse a la práctica totalidad de los astilleros que fabriquen embarcaciones semirrígidas.
Por ello, y tras esta nueva sentencia, Jorge Lorenzo, que había sido condenado a diez años de prisión, resulta absuelto.
Peor parado sale otro de los condenados por el tribunal provincial, Samuel Gómez de la Torre, para quien el Supremo sube de dos años a cinco la pena de prisión, al considerarlo autor y no cómplice de un delito contra la salud pública, y que confesó durante el juicio en la Audiencia que aceptó figurar como propietario adquiriente de las dos embarcaciones que iban a ser utilizadas para el transporte de la droga.

Socios
Jorge Lorenzo era socio en el astillero de la mujer de Ramiro Vázquez Roma, María Dolores Millán, para la que se mantiene la pena de dos años de prisión por blanqueo de capitales.
El Supremo también rechaza el recurso presentado por el marinero cambadés, considerado jefe de la organización, y que fue condenado a once años de prisión (8 por tráfico de drogas y 3 por blanqueo), así como una multa de 300 millones. José Ramiro Vázquez Roma reconoció los hechos durante el juicio en la Audiencia Provincial. Asumió la acusación del fiscal y dio como válidas las escuchas, declarando que durante la noche de autos (en octubre de 2007) dio la orden a todos los implicados para que anularan la operación al grito de “estampida”.

Sin unanimidad
No hubo unanimidad en el tribunal a la hora de establecer las penas para los escalones más bajos del clan Roma, ya que la sentencia recoge un voto particular de Julián Sánchez, partidario de rebajarle a de cinco cuatro años la pena a los encargados de descargar la droga, ya que considera que la diferencia con la pena impuesta al jefe de la trama es escasa.
El fallo también incluye el voto particular de Alberto Barreiro, partidario del voto mayoritario que recoge la sentencia, y que argumenta que la diferencia escasa entre ambas penas (la de los estibadores y la del jefe de la trama) se debe a que la condena para Vázquez Roma “peca de lenidad”, pero que no se puede revocar en la sentencia del Supremo porque no fue objeto de recurso.