UGT y CIG convocan una huelga en el sector de la alimentación para los días 5 y 7 de diciembre

Los sindicatos UGT y CIG convocan para los días 5 y 7 de diciembre una huelga en el sector de la alimentación. La medida se llevará a cabo en toda la provincia y fue adoptada ayer en una asamblea en la que participaron representantes de los trabajadores afectados de la comarca de Arousa.

UGT y CIG convocan una huelga en el sector de la alimentación para los días 5 y 7 de diciembre
Un piquete en un establecimiento de alimentación en una huelga
Un piquete en un establecimiento de alimentación en una huelga

Los sindicatos UGT y CIG convocan para los días 5 y 7 de diciembre una huelga en el sector de la alimentación. La medida se llevará a cabo en toda la provincia y fue adoptada ayer en una asamblea en la que participaron representantes de los trabajadores afectados de la comarca de Arousa.
Una reunión que se celebró de forma urgente para abordar la negociación del convenio colectivo, que se está celebrando en estos momentos con un mediador de la Xunta.
“Despois de varias reunións non se ve ningún acercamento por parte da patronal do sector ás nosas xustas demandas de incrementos salariais e protección dos dereitos sociais xa recollidos en anteriores negociacións”, aseguran los sindicatos en un comunicado.
Lo cierto es que ya desde hace tiempo los representantes de los trabajadores vienen advirtiendo de la posibilidad de movilizaciones en el sector de la alimentación, como consecuencia del fracaso, hasta ahora, de la negociación con la patronal.
La clave se encuentra en la intención, aseguran los representantes de los trabajadores, de la parte empresarial de sacar la antigüedad del convenio, “circunstancia que a parte social non está disposta a tocar”, aseguran los delegados sindicales.
Y es que los sindicatos consideran que se trata de un “recoñecemento logrado e consolidado con moito traballo en anteriores negociacións”.
Por ello, según señalan en un comunicado, “os traballadores e traballadoras do sector da alimentación non están dispostos a perder o único incremento salarial que seguen a conservar neste tempo de crise”.
Una recesión económica que, aseguran desde la parte social, “non se percibe no seu traslado ás contas de resultados dos diferentes sectores comerciais da alimentación representados nesta mesa de negociación”.
Por todo ello, y por unanimidad de todos los que acudieron a la asamblea en los locales sindicales de Pontevedra, se acordó la celebración de dos jornadas de huelga para los días 5 y 7 de diciembre. Una medida que, en cualquier caso, podría suspenderse mañana mismo, para cuando está convocada una nueva reunión entre la parte social y empresarial y la mediación de la Xunta. Será en Vigo.