Sin novedad en el “frente” ferrolano


CUANDO no es una cosa es la otra, pensará más de un ferrolano. A las ya consabidas “dificultades” que tienen los exsocios del gobierno local para no caer en los exabruptos continúa sumándose la paralización de la gestión política. Ahora resulta que, una vez conocidas las propuestas para la recuperación –en lo posible– del antiguo diseño de la plaza de Armas previo a la construcción del aparcamiento subterráneo, el proceso corre el riesgo de estancarse por la necesidad de reelaborar el pliego de condiciones. Menos mal que la concejala no adscrita –¿se puede ser no adscrito siendo del gobierno?–, María Fernández Lemos, ha reconocido el “error”. Los concursantes estarán de ole. Parece que hay madera de sobras pero que falta con qué encenderla...