miércoles 15.07.2020

El Concello abre un expediente para requerir a la propietaria de un solar de Cubeliños su cierre

Hace casi tres semanas que vecinos de la Rúa Número 1 del barrio residencial de Cubeliños, en Ribeira, denunciaron el peligroso estado en el que se encuentra la construcción de un edificio de vivienda, del que sólo se levantó una reducida parte de su esqueleto y que lleva paralizada varios años.

Operarios de la brigada municipal de Obras colocaron un balizado provisional | CHECHU
Operarios de la brigada municipal de Obras colocaron un balizado provisional | CHECHU

Hace casi tres semanas que vecinos de la Rúa Número 1 del barrio residencial de Cubeliños, en Ribeira, denunciaron el peligroso estado en el que se encuentra la construcción de un edificio de vivienda, del que sólo se levantó una reducida parte de su esqueleto y que lleva paralizada varios años. Pedían que se adoptasen medidas para que no hubiera que lamentar desgracias después de que el acceso a la misma quedase abierto al soltarse varias planchas metálicas del cierre perimetral como consecuencia de un reciente temporal. Desde el Concello se hicieron las gestiones oportunas desde diversos departamentos, entre ellos los de Urbanismo y de Medio Ambiente, y se ha podido saber que esa obra pertenece a la Sareb (Sociedad de Gestión de Activos procedentes de la Reestructuración bancaria), más conocida como “banco malo”, y a  ella se va a dirigir para requerirle que lleve a cabo un adecuado cerramiento de ese solar por motivos de seguridad y que proceda a la limpieza de biomasa.
Además de retirar la maleza que creció en la parcela, algo que está relacionado con la prevención de incendios, le va a solicitar que se mantengan las condiciones de salubridad, seguridad y ornato público. Vecinos que denunciaron la situación entienden que dentro de esas medidas se debe incluir el vaciado de la balsa que se formó en dicho solar y que algunos de ellos definen como una “piscina”, y que puede llegar a tener más de 5 metros de profundidad en algún punto, teniendo en cuenta el hueco que se abrió con la excavación realizada para construir los sótanos proyectados en esa edificación. Señalan que debe eliminarse por si alguien accede al solar y se cae en ese foso con agua, especialmente si se trata de niños que pueden verlo como un lugar para jugar y es un grave riesgo. Y añaden que se debe tener en cuenta que el agua está ejerciendo una gran presión  y podría provocar el derrumbe de los taludes. Y piden que se repare el deteriorado firme de la calzada tras el paso de camiones, así como su limpieza, que quedó con gran cantidad de barro.
Independientemente de los expedientes abiertos para solventar las situaciones de riesgo, a última hora de la mañana de ayer acudió la brigada municipal de Obras, que realizó un balizado con vallas y cinta de las zonas abiertas, y está previsto que el lunes regresen a ese lugar para reponer las planchas que se soltaron. l

Comentarios