Incautan el marisco extraído y guardado por tres furtivos en Xión, en Boiro, tras esperar a que volvieran por él

El vigilante del pósito y un agente de la Guardia Civil incautaron la almeja japónica extraída de manera ilegal

Miembros del servicio marítimo provincial de la Guardia Civil de A Coruña, en colaboración con vigilantes de la Cofradía de Pescadores de Cabo de Cruz, detectó en torno a la una de la madrugada de ayer a tres individuos que estaban ejerciendo la actividad extractiva de marisqueo sin autorización en la playa de Barraña, a la altura del lugar de Xión, en Boiro. Al detectar la presencia de las fuerzas de seguridad, esos furtivos escondieron el marisco en un lugar en el que inicialmente no dio resultado positivo la búsqueda del mismo, por lo que se les informó que ese hechos constituía una obstrucción a la labor de inspección. Posteriormente, tras realizar una labor de espera en ese entorno, la Guardia Civil logró aprehenderles sobre las tres de esa misma madrugada dos bolsas con un total de 7,8 kilogramos de almejas japónicas, en su gran mayoría inmaduras. Este marisco fue entregado a los vigilantes del pósito crucense, y se levantó acta de esos hechos para su remisión al jefe de área del Mar de A Coruña. l