• Miércoles, 17 de Octubre de 2018

Pacientes ingresados en el hospital denuncian el mal estado y la baja calidad de la comida

Familiares de pacientes ingresados en el Hospital do Barbanza presentaron ayer a la secretaria del dicho complejo asistencial ubicado en la parroquia ribeirense de Oleiros, así como le remitieron copia

Pacientes ingresados en el hospital denuncian el mal estado y la baja calidad de la comida
Familiares de pacientes hicieron pública su reclamación por la comida | Chechu Río
Familiares de pacientes hicieron pública su reclamación por la comida | Chechu Río

Familiares de pacientes ingresados en el Hospital do Barbanza presentaron ayer a la secretaria del dicho complejo asistencial ubicado en la parroquia ribeirense de Oleiros, así como le remitieron copia por correo electrónico al presidente de la Xunta y al conselleiro de Sanidade, un escrito respaldado por 36 firmas de gente hospitalizada que reclama contra lo que califica de “deficiente servizo de comida” que reciben. En ese documento precisan que la comida es de mala calidad, les llega en malas condiciones y muchas veces no se corresponde con las condiciones médicas de los pacientes, además de que en ocasiones les llega con retraso y fría. Por ello, piden que se adopten medidas urgentes para subsanar estas “graves deficiencias que repercuten na nosa saúde”, no sólo de los actuales sino de los que pasen por allí.

La recogida de firmas la efectuaron al preguntar a los demás enfermos en sus habitaciones después de que una paciente que ingresó el 4 de mayo hizo constar en una hoja de reclamaciones que desde ese día apenas pudo comer debido a la mala calidad de la comida. Se trata de una enferma que debe recibir dieta blanda y, por prescripción médica, lácteos sin lactosa, pero “a sopa que tódolos días recibo é case sempre igual e está aguada e sen ningunha sustancia” y añade que “o peixe é terrorífico xa que a pesares de estar cociñado cheira, está sen limpar adecuadamente ou está acartonado”. En los correos que enviaron a Alberto Núñez Feijóo y a Jesús Vázquez Almuiña con el archivo del escrito y firmas, les adjuntan una foto de la merluza de ayer “na que o cheiro era insoportable”. 

Afirma en su reclamación que las patatas que lo acompañan están muchas veces “crúas” y que son de mala calidad. y agrega que “nunca me deron o leite sen lactosa”. Y concluye señalando que acudió a este hospital para ser curada y no para agravar su situación. Su familiar indicó que hay desajustes en la alimentación, pues se dieron casos de pacientes con diabetes alta a la que le llevaron comida muy azucarada y que incluso se dio el caso de una chica a la que le hicieron un vaciado y la siguiente comida que le dieron fue fabada. Y puso también el ejemplo de que las manzanas asadas se las dan congeladas. Añadió que personal administrativo, que quiso firmar el escrito, le informó que hace 6 meses hay nueva concesionaria del servicio de comida y “que colleuna pola metade do prezo de licitación. Non reducen os beneficios senón a calidade da alimentación”, puntualizó.
Desde la Xerencia Integrada da Área Sanitaria de Santiago indicaron que “non houbo cambios destacables na cociña, o personal ou os suministradores de materias primas da cociña do Hospital do Barbanza”. Aún así, precisaron que están atentos a las aportaciones y opiniones de los pacientes “para abondar na mellora continua e poder satisfacer así as necesidades dos doentes”.