Miércoles 19.06.2019

Prisión para un joven de Ribeira al que la Policía considera el mayor vendedor de droga en la zona

Se le conoce con el apodo de “Miniyó” y junto a él también fue para la cárcel “O Sero”

Los agentes nacionales conducen a los detenidos desde las dependencias judiciales a los calabozos de la Policía Local | Chechu Río
Los agentes nacionales conducen a los detenidos desde las dependencias judiciales a los calabozos de la Policía Local | Chechu Río

Fruto de una larga investigación dentro de una operación antidroga, que se intensificó en las últimas semanas centrando las pesquisas en uno de sus ramales, la Policía Nacional ribeirense detuvo en la tarde del viernes a dos individuos, identificados como José Domingo González Torres, “Miniyó”, de 26 años y de Aguiño, y Francisco Javier Muñiz Cadabal “O Sero”, de 51 años y de Ribeira. El primero de ellos, pese a su juventud, está considerado por las fuerzas de seguridad como la persona que durante los últimos tiempos estaba traficando con la mayor cantidad de droga en la zona, sobre todo cocaína y heroína, y que incluso contaría con una amplia red de distribuidores, entre los que estaría el otro detenido.

En la mañana de ayer, ambos pasaron a disposición del titular de Juzgado de Instrucción Número 1 de Ribeira, Félix Isaac Alonso Peláez, quien decretó el ingreso en prisión provisional y sin fianza para los dos y se les imputa por sendos delitos contra la salud pública en la modalidad de tráfico de drogas. Poco antes de las siete de la tarde fueron recogidos en los calabozos de la Policía Local ribeirense para ser llevados en un furgón de traslados de la Guardia Civil hasta la cárcel provincial de Teixeiro, donde ya pasaron su primera noche entre rejas.

El arresto de esos individuos tuvo lugar en un control específico que montó la comisaría con dos coches patrulla y otro vehículo camuflado en el entorno de la rotonda del cruce de O Vilar, en Carreira, para poder interceptarlos. Tras darles el alto, los agentes realizaron un registro en el Hyundai de color gris en el que iban ambos junto una tercera persona, a la que también se arrestó pero en su caso por tener pendiente alguna requisitoria judicial y no tanto por estar implicado directamente en dicha operación antidroga. Se les incautaron varias cantidades de estupefacientes, aunque por el momento no trascendieron las mismas, así como el referido coche por considerar que era utilizado para la comisión del supuesto delito que se les atribuye.

Comentarios