domingo 15.12.2019

El reventón de una tubería del agua en el polígono de Xarás deja sin suministro a cuatro empresas

Miles de litros se derramaron hasta que se realizó un corte para que no afectasen a otras industrias

La rotura de una tubería de fibrocemento provocó un gran derrame de agua | Chechu
La rotura de una tubería de fibrocemento provocó un gran derrame de agua | Chechu

El reventón de una tubería de la red de abastecimiento de agua en el polígono industrial de Xarás dejó sin suministro a cuatro empresas allí emplazadas varias horas. Ocurrió en torno a las seis de la tarde del martes en el cruce de la Avenida Ramiro Carregal y la pista que lleva hacia el matadero y sube hacia el monte de San Alberto. Trabajadores de las naves del parque empresarial ribeirense pudieron escuchar un fuerte estruendo y observaron como se levantaba el asfalto unos 40 centímetros a la vez que comenzó a brotar aguas con gran fuerza, como un géiser. Como dicha superficie se encuentra en una ladera, miles de litros del líquido elemento se derramaron llegando a la parte inferior del polígono.

Fue un trabajador de una empresa el que avisó a la Policía Local de lo que acababa de suceder., explicando que era una avería de gran magnitud, por lo que se dio traslado de a la adjudicataria del servicio municipal de aguas, Viaqua, para que procediera a reparar esta incidencia. Operarios de dicha compañía se desplazaron al lugar y después de algo más de media hora pudieron cortar el suministro en ese anillo de sectorización de la red de tuberías del agua con el cierre de media decena de válvulas. Así, se consiguió que la avería por la rotura del tubo de fibrocemento de 200 milímetros de diámetro sólo afectase a dos talleres, una chatarrería y una compañía de ingeniería, diseño y construcción de maquinaria para industria alimenticia, concretamente para conservas. Afortunadamente, la actividad en la mayoría de esas empresas concluyó en torno a las 20.30 horas, por lo que la afección fue menor de lo que habría sido de producirse el reventón varias horas antes.
Desde Viaqua explicaron que la tubería de fibrocemento se instaló con la construcción del polígono industrial de Xarás, lo que supone que tenga una antigüedad de cerca de 30 años, y que un aumento de la presión debido a una bajada de los consumos puede estar detrás del reventón, sumado al desgaste el paso de vehículos pesados por la calzada. Hubo que esperar a la llegada de una pala para comenzar a excavar y retirar el relleno de tierra que había hasta la canalización rota, para retirar el tramo afectado y sustituirlo por una tubería de fundición, mismo material que tienen las instaladas por empresas de dicho recinto industrial para contar con su propio suministro, de manera autónoma, y no verse afectadas por averías en al red general. Pasada la medianoche se pudo restablecer el servicio y una hora después ya pudieron pasar los vehículos gracias a la colocación de unas planchas metálicas de gran tamaño que se pusieron al no estar totalmente compactado el terreno.

Comentarios