lunes 01.06.2020

Ruiz pretende destinar parte de los 1.669.522 euros del superávit al arreglo de la Casa da Xuventude y adquirir patrimonio

La Casa da Xuventude de Ribeira será objeto de un proyecto ibtegral de reformas
La Casa da Xuventude de Ribeira será objeto de un proyecto ibtegral de reformas

El superávit del Concello ribeirense en el pasado ejercicio económico ascendió a 1.669.522 euros, de lo que el alcalde pretende destinar una parte a seguir reduciendo deuda y otra a aumentar el patrimonio municipal, como se lo trasladó a los grupos municipales. Manuel Ruiz mencionó algunos de esos conceptos y que está previsto que propondrá a la corporación local en el pleno del 29 de abril, como la adquisición de una nave de 1.500 metros cuadrados en Cruxeiras para la brigada de obras y sus enseres y, si llegase, dar cabida a la nueva sede del GAEM. El regidor local citó las compras de un bajo junto la futura comisaría en el que se pretende implantar un nuevo servicio de otra Administración y que se espera confirmar en breve, y de las antiguas naves de salazón de O Touro. Y otra cantidad del superávit quiere destinarla al arreglo integral de la Casa da Xuventude.

Ruiz indicó que aprobó a través de un decreto la liquidación del presupuesto municipal de 2018 que reflejó “unhas cifras moito mellores que cando principiou este mandato”, dijo Ruiz. El remanente general de tesorería fue de 18.799.330 euros, mientras que el ajustado para gastos generales fue de 6.894.896 euros, y los fondos líquidos del Concello ascendieron a 11.724.890 euros. La diferencia entre derechos liquidados y obligaciones reconocidas arrojó un resultado positivo de 1.458.356 euros, como consecuencia de restar 22.910.189 de las primeras a 24.368.545 de los segundos. El ahorro bruto fue de 4.282.122 euros y el neto de 2.980.857 euros, mientras que la deuda pasó del 57,22% de 2015 al 36,47% actual, a pesar de tener que cofinanciar la Edusi del Ribeira Atlántica 2020. l

Comentarios