martes 26.05.2020

Sacan a licitación la musealización de la casa natal de Rafael Dieste

El Concello de Rianxo ha sacado a licitación el proyecto que adecuará para museo la casa del autor Rafael Dieste y cuyo presupuesto asciende hasta los 236.820,82 euros.

Se prevé que el nuevo edificio abra sus puertas para la próxima primavera
Se prevé que el nuevo edificio abra sus puertas para la próxima primavera

El Concello de Rianxo ha sacado a licitación el proyecto que adecuará para museo la casa del autor Rafael Dieste y cuyo presupuesto asciende hasta los 236.820,82 euros.
El edificio, situado en la parroquia de Santa Comba, data del siglo XVIII y ya sufrió una reforma hace cinco años que ayudó a consolidar su estructura. El nuevo proyecto incluye obras de cimentación, saneamiento, pluviales, albañilería, carpintería interior, instalación eléctrica y protección contraincendios, así como de fontanería, calefacción y la instalación de un ascensor.

Estructura
En lo que respecta a la estructura interna del edificio, la planta baja del mismo se prevé que sea destinada a un salón de actos y exposiciones. Por otro lado, el piso superior recuperará parte del mobiliario original, gracias a lo cual será posible recrear espacios vinculados a la vida de Rafael Dieste. Uno de estos elementos sería la famosa ventana que da título a la obra teatral (“A fiestra baldeira”) desde la cual el protagonista observaba el mar. Asimismo, el futuro museo contará con varias pertenencias de la familia previamente restauradas, como el piano.
A todo este patrimonio museístico le acompañarán proyecciones audiovisuales y materiales de gran importancia como primeras ediciones, manuscritos y partituras donadas. Todos estos documentos guardan una estrecha relación con la historia del Rianxo de principios del siglo XX. Concretamente, están vinculados a la época anterior a la Guerra Civil, debido a la cual Dieste se vio abocado al exilio a Francia, Países Bajos y Uruguay, estableciéndose finalmente en Buenos Aires. Tras estos acontecimientos, la vivienda permaneció abandonada un cuarto de siglo, hasta que el Concello la adquirió en 2007, pasando a ser patrimonio municipal tras recibir los dueños del inmueble 300.000 euros, aportados por el Ministerio de Cultura.

Comentarios