• Miércoles, 20 de Junio de 2018

El Xuventude Sanxenxo cambia de presidente y de entrenador

El Xuventude Sanxenxo cambia de presidente y de entrenador. En la asamblea celebrada el pasado domingo, el directivo Santiago Baleirón dio un paso al frente para tomar el relevo

El Xuventude Sanxenxo cambia de presidente y de entrenador
Álvarez-Buylla no continúa en el banquillo de Baltar de Arriba  | g. salgado
Álvarez-Buylla no continúa en el banquillo de Baltar de Arriba | g. salgado

El Xuventude Sanxenxo cambia de presidente y de entrenador. En la asamblea celebrada el pasado domingo, el directivo Santiago Baleirón dio un paso al frente para tomar el relevo de Antonio Martínez, que estuvo al frente del club los tres últimos años. Baleirón era el actual vicepresidente, llevaba dos años en la directiva y toma las riendas ante la amenaza de extinción. “Sería un pecado que desapareciera el club”, explica. Contará con el grupo de directivos actual, a excepción del propio Martínez, que se aparta tres veinte años de directivo, los trece últimos de forma consecutiva. 

“La idea es seguir la línea de estos dos últimos años, aunque haremos algún cambio”, explica Baleirón. El primero, más significativo, llega en el banquillo. Manolo Veiga, máximo responsable en la directiva de la parcela deportiva junto al propio presidente, comunicó ayer a Julio Álvarez-Buylla que no seguirá en el equipo. Un anuncio que abre la puerta a Nel Blanco. “Tiene posibilidades”, dice Baleirón, “pero de momento no se sabe”. 
El Xuventude Sanxenxo se marcará como objetivo “primero la permanencia y luego estar lo más arriba posible”. El equipo acabó séptimo este año con 62 puntos y fue el máximo realizador de la liga, junto al Atios, con 80 goles. La idea del nuevo presidente pasa por configurar una plantilla con más jugadores de la zona.

 El vigués Álvarez-Buylla conoció ayer a mediodía la intención del club de no sentarse a negociar su posible renovación. Horas después hizo balance de la temporada. “Ha sido una bonita experiencia, nos los tomamos como un reto, salir de nuestra zona de confort en Vigo y venir a un sitio donde se vive mucho el fútbol, al final acabamos donde teníamos que estar”. Para el ya exentrenador de los amarillos, “los cuatro primeros han sido las cuatro mejores plantillas, la valoración de la temporada es buena, el equipo cumplió los objetivos, pero siempre todo es mejorable”.
Álvarez-Buylla estaba por la labor de seguir, aunque con matices, pero ya no hubo opción de negociar. Se marcha satisfecho del trabajo, pese  a no tener demasiada suerte en el capítulo de las lesiones, y ya con el deseo de afrontar “nuevos retos”.
Baleirón y Veiga ya trabajan en su sustituto, previo paso a configurar la plantilla que competirá una nueva temporada en una Preferente Sur de marcado acento saliniense con la presencia de Unión Grove, Amanecer, CJ Cambados y Villalonga