martes 22.10.2019

Díaz llama a “evitar que la extrema derecha decida el gobierno andaluz”

Admite que estas elecciones demuestran que hay un “retroceso real de la izquierda”  en la comunidad.

 

Susana Díaz, tras conocer los resultados de las elecciones al Parlamento de Andalucía | Julio Muñoz (efe)
Susana Díaz, tras conocer los resultados de las elecciones al Parlamento de Andalucía | Julio Muñoz (efe)

La secretaria general del PSOE-A y presidenta de la Junta, Susana Díaz, anunció tras el resultado de las elecciones autonómicas que como candidata del partido más votado tiene la responsabilidad de llamar al diálogo, desde hoy, a los partidos constitucionalistas para “intentar evitar que la extrema derecha sea quien decida el gobierno de Andalucía”.
En comparecencia ante los medios de comunicación pasadas las 23.00 horas y arropada por los miembros de la Ejecutiva del PSOE-A y del Gobierno, así como por decenas de miembros del partido, Susana Díaz indicó que, a pesar de que su partido ha sido el que ha ganado las elecciones, es una “noche triste” para los socialistas andaluces y “estoy convencida de que también del conjunto de organización”.

Según Díaz, estas elecciones han arrojado que hay un “retroceso real de la izquierda” en la comunidad, pero “lo más grave” es que ha entrado en el nuevo ciclo político y electoral en España la extrema derecha, que por primera vez consigue representación en una cámara legislativa. 

Llave
“Hago un llamamiento a las fuerzas constitucionalistas para que paremos a la extrema derecha en Andalucía”, manifestó. La candidata socialista instó al PP y Cs a que digan a los ciudadanos si van “a ligar” el futuro gobierno de la Junta de Andalucía a Vox y si este partido será la “llave”. Como primera fuerza política de la comunidad, concretó que desde hoy contactará con los partidos e hizo un llamamiento a la fuerzas constitucionalistas a “parar a Vox”.

“Yo al menos lo voy a intentar y que cada partido diga lo que quiere, si quieren vincular sus votos a la extrema derecha o impedir que sea la llave del Gobierno andaluz”, apostilló. No obstante, advirtió de que si el resto de partidos prefiere sumar sus votos con la extrema derecha y abrir así un escenario para el resto del ciclo electoral que lo digan.

“Partido xenófobo”
“Que digan (por el PP y Cs) si están dispuestos a unir sus votos a un partido xenófobo, racista y machista. El PSOE será un dique de contención de la extrema derecha”, enfatizó en una alocución de unos cinco minutos.

La candidata dijo asumir que muchos andaluces se han quedado en casa, lo que explica la baja participación y el “retroceso” de la izquierda, aunque insistió en que el PSOE sigue siendo el partido preferido por los ciudadanos. 

Por su parte, el vicepresidente de la Junta de Andalucía y consejero de la Presidencia, Manuel Jiménez Barrios, se mostró “preocupado” por la entrada en la Cámara autonómica de una formación política que “se ha manifestado contra la autonomía de Andalucía”.
Jiménez manifestó que “hay algo evidente” y es que “el escenario que plantean los resultados es nuevo para todas las formaciones políticas”. “En nombre del gobierno, confío en que ejerzan con responsabilidad la confianza que han depositado en ellos”, apuntó el vicepresidente andaluz.

Comentarios