jueves 21/1/21

Puigdemont quiere presentarse ante el Congreso después de fijar el referéndum

El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, está dispuesto a debatir en el Congreso de los Diputados cara a cara con el jefe del Gobierno, Mariano Rajoy, pero solo lo haría después de haber fijado en la agenda el referéndum, que pretende celebrar aunque sea unilateralmente.

El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont entra en el recinto del Festival Primavera Sound | alejandro garcía (efe)
El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont entra en el recinto del Festival Primavera Sound | alejandro garcía (efe)

El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, está dispuesto a debatir en el Congreso de los Diputados cara a cara con el jefe del Gobierno, Mariano Rajoy, pero solo lo haría después de haber fijado en la agenda el referéndum, que pretende celebrar aunque sea unilateralmente.

En una avance de la entrevista que publica hoy el periódico catalán “Ara”, Puigdemont afirma que no tendría “ningún problema” en ir al Congreso de los Diputados y que estaría “totalmente dispuesto” a participar en un debate cara a cara con Rajoy, aunque solo si es para “explicar por qué hemos llegado hasta aquí y lo que haremos los catalanes”.

Así, deja claro que no acudirá a la Cámara Baja a pedir permiso para convocar el referéndum, pues no participará, afirma, en “una maniobra de escarnio para que el Parlamento español cierre las puertas al deseo de los catalanes de decidir” su futuro político.

Todo esto llega, además, en pleno debate sobre la respuesta de la Comisión de Venecia a la carta de los soberanistas, ya que favorables y opositores a la consulta no se ponen de acuerdo sobre a quien da la razón el texto.

1 La respuesta europea

La Comisión de Venecia ha remitido una carta al presidente catalán, Carles Puigdemont, en la cual le dice que cualquier referéndum tendría que “llevarse a cabo de acuerdo con las autoridades españolas” y “de plena conformidad con la Constitución y la legislación aplicable”.

La carta contiene la respuesta del presidente de la Comisión de Venecia, Gianni Buquicchio, a la misiva que el presidente catalán le remitió el 29 de mayo informándole de la voluntad del Govern de celebrar un referéndum acordado con el Ejecutivo del PP y de contar con la colaboración de este organismo.

La misiva subraya que la Comisión, órgano asesor del Consejo de Europa, “ha enfatizado consistentemente la necesidad de que cualquier referéndum se lleve a cabo en pleno cumplimiento con la Constitución y con la legislación aplicable”.

El presidente de este organismo apunta que, sin duda, Puigdemont es “consciente” de que tanto la voluntad de celebrar un referéndum como de cooperar con esta comisión debe implementarse de acuerdo con las autoridades españolas.

2 Independentistas: “Invita a negociar”

El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, considera que la carta de la Comisión de Venecia es un “emplazamiento explícito” al Gobierno central para negociar el referéndum de independencia de Cataluña. En un breve mensaje en la red Instagram, Puigdemont asegura que la misiva “avala” la posición de la Generalitat y “hace un emplazamiento implícito a negociar un referéndum”. Por su parte, el coordinador organizativo del PDeCAT, David Bonvehí, afirmó ayer que la Comisión de Venecia ratifica el referéndum acordado que defiende su formación, por lo que “lo único que falta es voluntad política” por parte del Gobierno central para cumplir con los requisitos.

3 Albiol: “Una patada en el trasero de Puigdemont”

Por su parte, el presidente del PPC, Xavier García Albiol, aseguró que la respuesta de la Comisión de Venecia supone una “patada en el trasero” al presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, y al vicepresidente, Oriol Junqueras, “en sus ansias de internacionalizar” un proceso independentista que “desprestigia a las instituciones catalanas”.

Albiol, que asistió al XII Congreso del PPC de Lleida, se refirió a esta respuesta de la Comisión y aseguró: “La última genialidad de Puigdemont fue enviar una carta a la Comisión de Venecia y la respuesta ha sido muy clara, tiene que respetar la ley, la democracia y el Estado de Derecho; si pretende llevar a cabo un referéndum lo debe hacer de acuerdo a las normas”. Esta respuesta, en su opinión, supone “una patada en el trasero a Puigdemont y Junqueras en sus ansias de internacionalizar un proceso independentista que lo único que hace es desprestigiar a las instituciones catalanas”, por lo que pidió al presidente de la Generalitat: “Deje de hacer el ridículo a nivel internacional y no nos ponga más en evidencia”.

Comentarios