sábado 19.10.2019

La renovación de la iluminación de Riazor dilató hasta el último día la inauguración de la obra de la cubierta

Hoy comienza el período de sombra electoral durante el que no se pueden hacer actos sobre proyectos

el ideal gallego-2019-03-05-005-4a69dc3a
el ideal gallego-2019-03-05-005-4a69dc3a

El alcalde, Xulio Ferreiro, descubrió ayer una placa en el antepalco de Riazor que conmemora la obra de renovación de las cubiertas del estadio, que finalizaron hace casi tres meses.

El acto se llevó a cabo el último día en el que las administraciones tienen permitido participar en este tipo de eventos antes de que entre en vigor el período de sombra electoral previo a los comicios, que en esta ocasión será más prolongado de lo habitual por el encadenamiento de los comicios generales y los municipales.


A pesar de que la actuación se dio por finalizada a mediados del pasado mes de diciembre, fue ayer cuando se hizo el acto, en la previa del partido del Deportivo contra el Alcorcón.


Según el alcalde, Xulio Ferreiro, el descubrimiento de la placa que conmemora la actuación en la cubierta no se hizo antes porque estaban a la espera de que se diese por finalizada la renovación de la iluminación del estadio.


“A placa conmemora as obras da cuberta, estabamos agardando a que rematase a obra da iluminación, que aínda está pendente de que o Deportivo e a empresa acaben de facela. Queríamos facer o acto cando estivese esa iluminación pero a convocatoria de eleccións implica que non se poidan facer este tipo de actos”, explicó ayer el alcalde.


Ferreiro insistió igual que en días pasados en que se trata de un acto “obrigado” entre otros motivos por el convenio que firmaron el Ayuntamiento y la Diputación. El ente provincial aportó 1 millón de euros de los 7,2 que costó la renovación de la cubierta.


“Se non se facía hoxe, non se ía poder facer e temos que dar cumprimento ás nosas obrigas, é un acto sinxelo e en realidade non ten moito máis”, expuso el regidor, quien detalló que el acto era la colocación de una placa sin “grandes fastos nin botar fogos artificiais”.

El alcalde también hizo referencia al periodo de sombra electoral que se pone ya en marcha, en el que el Gobierno local tendrá que “calmar un pouco este tipo de actividades”. 

La proximidad de las elecciones generales y de las municipales hace que este periodo sea “bastante longo” según el regidor, quien detalló que el Ayuntamiento tendrá una actividad “que non poida ser cuestionada pola xunta electoral”.

Cancelación
Cabe recordar que en 2016 la junta electoral prohibió la celebración de un Dillo ti, los encuentros del equipo de gobierno con ciudadanos, por encontrarse dentro de este periodo previo a a las elecciones al Congreso. El organismo señaló que se trataba de un acto “propagandístico” y que por lo tanto no se ajustaba a la ley de Elecciones Generales.


El alcalde también abordó el modificado de crédito que irá mañana a Comisión de Hacienda y el próximo lunes y en el que se incluyen los convenios con entidades, partidas para los incrementos salariales del funcionariado municipal que entran en vigor este año y diversas inversiones como el derribo del viaducto de la ronda de Nelle, la piscina de O Castrillón o actuaciones vinculadas a los fondos Eidus.


Ferreiro insistió en que había “pouca marxe” para negociar los cambios en las cuentas y que el dinero se retiró de “partidas que non se van gastar”, aunque instó a las formaciones de la oposición a hacer aquellas aportaciones que consideren oportunas.

La renovación de la iluminación de Riazor dilató hasta el último día la inauguración de...
Comentarios