sábado 31/10/20

España apoya a EEUU y reclama una fuerte respuesta internacional en Siria

 

España pidió ayer junto con los gobiernos de Australia, Canadá, Francia, Italia, Japón, Corea del Sur, Arabia Saudí,Turquía, Reino Unido y EEUU una “fuerte respuesta internacional” tras el uso de armas químicas en Siria, según un comunicado divulgado por la Casa Blanca.


                          el presidente de estados unidos, barack obama, comparece durante una rueda de prensa ofrecida durante la cumbre anual del g20 celebrada en la ciudad rusa de san petersburgo (rusia), hoy, viernes 6 de septiembre de 2013. obama dijo que sigue convencido de la necesidad de lanzar un ataque militar contra siria por el uso de armas químicas, y señaló que el próximo martes 10 de septiembre dirigirá un mensaje a los estadounidenses acerca de esa crisis. efe/yuri kochetkov
el presidente de estados unidos, barack obama, comparece durante una rueda de prensa ofrecida durante la cumbre anual del g20 celebrada en la ciudad rusa de san petersburgo (rusia), hoy, viernes 6 de septiembre de 2013. oba

España pidió ayer junto con los gobiernos de Australia, Canadá, Francia, Italia, Japón, Corea del Sur, Arabia Saudí,Turquía, Reino Unido y EEUU una “fuerte respuesta internacional” tras el uso de armas químicas en Siria, según un comunicado divulgado por la Casa Blanca.

“Llamamos a una fuerte respuesta internacional a esta grave violación de las normas y la conciencia mundial, que envíe un claro mensaje para que este tipo de atrocidad no vuelva a repetirse”, indica la nota, emitida tras la cumbre del G-20 en San Petersburgo. El comunicado añade que “los que perpetraron estos crímenes deben de asumir la responsabilidad”.

Los once países califican el ataque del pasado 21 de agosto en los suburbios de Damasco de “horrible”, y afirman que “la evidencia claramente apunta al Gobierno sirio como responsable”, pese a que las autoridades de ese país lo niegan y acusan a la oposición armada.

Asimismo, la nota añade que los once países subrayan que han respaldado de forma sistemática su apoyo a “una contundente resolución del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas”, pero reconocen que ese organismo se “encuentra paralizado como lo ha estado durante los últimos dos años y medio” desde que estalló la guerra civil en Siria.

“El mundo no puede esperar a fracasados procesos sin fin que solo pueden llevar a un mayor sufrimiento para Siria y la inestabilidad regional”, señalan los gobiernos en un comunicado.

Destacan, además, su respaldo a los “esfuerzos llevados a cabo por EEUU y otros países para asegurar la prohibición del uso de armas químicas”.

Por ello, instan a la misión de inspectores de la Naciones Unidas que recogió pruebas en el lugar del ataque a presentar “sus resultados lo antes posible”, y al Consejo de Seguridad “a actuar en consecuencia”.

El comunicado condena “en los términos más contundentes” las violaciones de los derechos humanos de todos los bandos en el país árabe, y los once Gobiernos insisten en su compromiso con la búsqueda de “una solución política que tenga como resultado una Siria unida, que incluya a todas las partes, y democrática”.

Por otra parte, los países de la UE defendieron la importancia de abordar en Naciones Unidas la respuesta al uso de armas químicas en Siria, pero no se pronunciaron en contra de los planes de EEUU para actuar sin el aval del Consejo de Seguridad.

Los Veintiocho responsabilizan al régimen de Al Asad del ataque en las afueras de Damasco el pasado 21 de agosto en el que habrían muerto más de 1.400 civiles, y, con toda una serie de distintos matices, apoyan una respuesta contundente. n

Comentarios