viernes 10.07.2020

Las fuerzas iraquíes responden con éxito al ataque masivo del EI en Kirkuk

Las fuerzas de seguridad iraquíes consiguieron repeler el ataque multitudinario lanzado el viernes por Estado Islámico en la ciudad petrolera de Kirkuk, según la televisión oficial iraquí. 

Soldados iraquíes en las calles de Kirkuk, Irak	REUTERS/Ako Rasheed
Soldados iraquíes en las calles de Kirkuk, Irak REUTERS/Ako Rasheed

Las fuerzas de seguridad iraquíes consiguieron repeler el ataque multitudinario lanzado el viernes por Estado Islámico en la ciudad petrolera de Kirkuk, según la televisión oficial iraquí. 


Asimismo, las fuerzas iraquíes informaron de que se encuentran ya a 5 kilómetros de Mosul, el bastión de EI en Irak donde además, y según el ministro del Interior del Gobierno regional kurdo, Karim Sinyari, empieza a haber un conato de rebelión popular.


El ataque de Kirkuk provocó la declaración inmediata del toque de queda en toda la ciudad el viernes, cuando los yihadistas intentaron tomar por la fuerza la sede de la Policía y otros edificios institucionales. 


Por el momento, el balance de muertos es de 18, la mayoría miembros de las fuerzas de seguridad y de una central eléctrica que los yihadistas invadieron durante los primeros momentos del ataque. El asalto se produjo cuatro días después de que las fuerzas iraquíes y kurdas lanzaran la ofensiva para recuperar Mosul, situada 170 kilómetros más al norte, para expulsar de ella a Estado Islámico. El grupo terrorista reivindicó a través de su agencia Amaq el asalto pero no lo ha vinculado expresamente con los acontecimientos en su principal bastión en Irak.


En el ataque también han muerto al menos ocho milicianos, bien inmolados o en enfrentamientos con las fuerzas de seguridad, según las citadas fuentes. Los atacantes de Kirkuk llegaron de fuera de la ciudad, declaró el jefe de las Fuerzas Especiales iraquíes, teniente general Talib Shaghati, en declaraciones desde el frente al este de  la ciudad de Mosul.


Sin embargo, las milicias del Estado Islámico continuaron ayer con la ofensiva sobre la ciudad iraquí de Mosul, en el norte del país, tras el ataque de este viernes en el que utilizaron a suicidas y coches bomba para tomar hasta siete barrios de la localidad, según informó el Ministerio de Defensa ruso.


El viernes “los combatientes del Estado Islámico de los grupos que están en Mosul atacaron la ciudad de Kirkuk, ubicada a 140 kilómetros al este de Mosul, se hicieron con siete barrios de la ciudad y hoy continúan la ofensiva”, explicó una fuente de Defensa, citada por la agencia de noticias rusa Sputnik. n

Comentarios