viernes 29.05.2020

El área sanitaria prescribe 17 altas y descienden los nuevos contagios

En O Salnés- Pontevedra hay 432 casos de coronavirus activos, la mayoría leves y tratados en casa
Los sanitarios y el personal municipal son de las pocas personas que se ven por las calles. La Praza de Abastos también mengua la afluencia | mónica ferreirós
Los sanitarios y el personal municipal son de las pocas personas que se ven por las calles. La Praza de Abastos también mengua la afluencia | mónica ferreirós

El área sanitaria de Pontevedra y O Salnés registró ayer una de sus jornadas menos negativas desde el estallido de la crisis sanitaria. Descendió tanto el número de nuevos contagios como de pacientes ingresados en hospitales y no se produjo ningún fallecimiento.

Las cifras que ofrece el Servizo Galego de Saúde muestran que, en la actualidad, hay 432 casos de coronavirus activos en la zona, de los cuales la mayor parte son leves y están atendidos en sus propios domicilios.

Los hospitales cuentan con 81 ingresos, de los cuales 13 están en el de O Salnés, que mantiene la misma cifra que en la jornada anterior. A lo largo del día de ayer, los médicos prescribieron un total de 17 altas, la cifra más elevada desde la llegada del coronavirus.

En el caso de los nuevos contagios, son siete los que registraron durante la jornada de ayer, lo que supone uno de los menores incrementos.

La situación continúa preocupando, en cualquier caso. Son 18 los pacientes que se encuentran ingresados en la Unidad de Cuidados Intensivos de Montecelo y la evolución de los contagios no marca todavía una tendencia clara, ya que la jornada del jueves fue bastante difícil, con 32 nuevos positivos.

Sanciones
Mientras tanto, y tras el anuncio de la prolongación del Estado de alarma al menos hasta el 26 de abril, las fuerzas de seguridad hacen todo lo posible por tratar de mantener las calles lo más vacías posible.

La Policía Local de Vilagarcía lleva interpuestas un total de 101 denuncias por incumplir la orden de confinamiento. Quince se pusieron durante la jornada del viernes, en la que se realizaron controles tanto por la mañana como por la tarde, al igual que ayer y que en los próximos días.

La mayor parte de las denuncias fueron a conductores, por circular con su vehículo sin motivo justificado. En cualquier caso, no se detectaron movimientos hacia segundas residencias, una de las mayores preocupaciones de los concellos costeros de las Rías Baixas.
 En la comarca de Ulla- Umia también continúan las labores para hacer frente al coronavirus. Los voluntarios de Protección Civil de Caldas siguieron ayer con las labores de desinfección de las calles, que por la tarde se centraron en A Herrería, la Avenida de Pontevedra y Doña Urraca.

El Concello de Cuntis, por su parte, puso en marcha una nueva campaña de concienciación y prevención bajo el lema “Mata o virus, lava os mans”. El objetivo es incidir en la necesidad de reforzar las medidas de higiene personal y, particularmente, en el lavado de manos frecuente como medida preventiva y de reconocida eficacia para tratar de frenar los contagios por coronavirus.

En el marco de esta campaña se pegaron por todos los contenedores del municipio pegatinas con el lema, que también será difundido por las redes sociales, entre otros soportes.

Para esta iniciativa, el Concello de Cuntis contó con la opinión y la colaboración del personal del centro de salud.

En Catoira, el gobierno local trata de hacer frente a la brecha digital de muchas familias con hijos movilizando a Protección Civil para que repartan en las casas el material escolar necesario

Medidas económicas
La paralización de la economía es otra de las consecuencias de la crisis sanitaria y, por ello, administraciones como la Diputación de Pontevedra pusieron en marcha mecanismos para hacerlo más llevadero.

El organismo provincial acaba de autorizar el anticipo del nuevo Fondo de Liquidez dl ORAl a los concellos de Cuntis y Catoira (además de al de Cerdedo). El dinero se adelanta a coste cero.

Los municipios de la comarca de Ulla- Umia solicitaron el cien por cien de la recaudación prevista para este año, lo que supone 349.562,73 euros para Catoira y 113.686,56 para Cuntis.

El Fondo de Liquidez de la ORAL forma parte de la batería de medidas puestas en marcha por el gobierno de la Diputación de Pontevedra a raíz del Estado de Alarma por el coronavirus, con el objetivo de “achegar recursos de xeito útil, rápido e eficaz aos concellos máis pequenos da provincia”, señalan desde el organismo que preside Carmela Silva.

El grupo municipal de Veciñanza de Cuntis, por su parte, dio a conocer ayer que sus dos concejales, Saleta Fernández y Santi Martínez, renuncian a las asignaciones correspondientes a las asistencias a órganos colegiados a percibir desde el 1 de enero de 2020 hasta el fin del Estado de Alarma, con el objetivo de que las cantidades se destinen a las personas que, en estos días, están sufriendo más dificultades.

Comentarios