miércoles 18.09.2019

El Concello implanta el reciclaje de restos de carne y pescado en la Plaza

Cambados está dando importantes pasos en materia de gestión de residuos implantado procesos que reduzcan los costes económicos y medioambientales de su tratamiento y priorizando el reciclaje no solo de los más conocidos (plástico y cartón) dando una salida más ecológica a la basura como es el compost o el biogás.

Vista de la plaza de abastos de Cambados | d. a.
Vista de la plaza de abastos de Cambados | d. a.

Cambados está dando importantes pasos en materia de gestión de residuos implantado procesos que reduzcan los costes económicos y medioambientales de su tratamiento y priorizando el reciclaje no solo de los más conocidos (plástico y cartón) dando una salida más ecológica a la basura como es el compost o el biogás. Así, la Concejalía de Medio Ambiente ha contratado los servicios de un gestor autorizado para la recogida selectiva y tratamiento de los desechos generados de la venta de carnes y pescados de la plaza de abastos. 
La edil María José Cacabelos mantuvo una reunión informativa con los placeros para hablarles de los cambios que, además, permitirán cumplir con la normativa porque “toda pescadería, supermercado, gran superficie ou sala de elaboración de peixe que xere máis de 20 kilos semanais de residuos deste tipo ten a obriga de contratar un xestor autorizado”. De hecho, expuso que los “cuantiosos” restos de orgánicos que a diario generan acaban en los contenedores de residuos y “a miúdo incumprindo a lexislación”.
En su caso, ha sido la empresa ReFood, que trabaja en diferentes países europeos. Su trabajo empezó esta misma semana con recogidas todos los miércoles y sábados hasta abril. A partir de mayo, se harán tres días a la semana y el servicio “non repercutirá no recibe que abonan os usuarios”. La firma utiliza una flota de vehículos especiales y cada vez cambia los contenedores por otros limpios e higienizados, asegurando además la bioseguridad. 

Salida para todos los desechos
Así las cosas, ahora hay contenedores para hielo, vísceras de pescado, restos cárnicos y vegetales. Estos últimos se reciclarán en uno de los dos composteros comunitarios con que cuenta Cambados y los otros serán tratados por la empresa. Cacabelos pidió la colaboración de los placeros para que la separación de los restos “sexa escrupulosa e non se misturen caixas ou plásticos cos restos de carne e peixe”. De hecho, para los embalajes, cajas... Se mantienen los contenedores verde, amarillo y azul en el exterior del mercado de abastos. 
Desde el departamento de Medio Ambiente señalaron que ReFood cuenta con amplias redes de recogida y reciclaje de productos orgánicos, subproductos de origen animal, encargándose de todo el proceso hasta su valorización o destrucción, y con una gestión “regulada para garantir que non se xeren riscos para a saúde humana, sanidade animal ou medio ambiente”. 
La basura orgánica puede convertirse en compost, como ya se hace en los planes de compostaje individual y colectivo puestos en marcha desde hace más de un año, o en combustibles como el biogás o fertilizantes, a través de otros procesos más complejos. La diferencia principal con el tratamiento tradicional es que se disminuye la basura que va a parara a los vertederos y, por tanto, se reducen las emisiones de gases invernadero, sin olvidar otras ventajas medioambientales y económicas, como es la reducción de la factura municipal de Sogama (el Concello paga por kilo tratado y transportado). l

Comentarios