domingo 1/11/20

La Mancomunidade reúne a los alcaldes ante la expansión del brote

Vilanova hace un llamamiento al autoconfinamiento y otros concellos se quejan de la falta de guía del Sergas  
Vista del mercadillo de Vilanova que tomó ayer las medidas excepcionales de restricción de aforos | mónica ferreirós
Vista del mercadillo de Vilanova que tomó ayer las medidas excepcionales de restricción de aforos | mónica ferreirós

La indignación con el Sergas es mayoritaria entre los alcaldes de O Salnés. Llevan semanas reclamando saber cuántos positivos hay por municipio para adoptar decisiones relativas a garantizar la seguridad sanitaria y desde que se ha conocido el brote de la avícola, que camina hacia el centenar de casos, es mayor. Y es que la comarca funciona como una gran ciudad en la que sus vecinos hacen vida social, laboral y económica sin fronteras. Sin embargo, ha sucedido que Meis, de donde son algunos trabajadores se enteró por boca de dos afectados. “E hai máis veciños empregados nesta empresa, pero non sabemos se son positivos ou non porque o Sergas non nos informa”, se lamentaba ayer su alcaldesa, Marta Giráldez. De hecho, por la mañana envió un requerimiento a la Xunta para reclamar información y “o protocolo a seguir” desde la administración local. 

Propuesta sin eco
La regidora también preside la Mancomunidade do Salnés y a la vista de la gravedad de este brote, el más fuerte sufrido en Galicia en esta segundo ola de la Covid-19, que se sepa, la semana que viene convocará al resto de alcaldes a una reunión para abordar la situación, pues el foco de Avigal deja positivos en toda la comarca y existe una preocupación generalizada. Hasta el punto de que su homólogo de Vilanova, Gonzalo Durán, pidió al resto de ayuntamientos que adoptase de forma voluntaria restricciones y a la ciudadanía, le aconseja el autoconfinamiento durante unos 15 días, para intentar doblegar la curva de contagios que se avecinan. “Seamos duros ahora, restrinjamos, cortemos totalmente el ocio y la vida social porque de qué vale que Vilanova tome medidas, la gente se mueve por toda la comarca. O tomamos medidas o nos vemos en el tanatorio”, sentenció. 

“Parecemos detectives”
Sin embargo, el mensaje no ha calado entre el resto de municipios. Las autoridades consultadas indican que ya se toman medidas posibles dentro de sus competencias y “das máis estrictas durante todo o verán e non teriamos problema en ser máis, pero non facemos as leis só as facemos cumprir e tampouco temos información do Sergas, os concellos parecemos detectives. É frustrante e desesperante”, explicaba el concejal de Sanidade de Cambados, Tino Cordal. Y es que desde que informó personalmente a Sanidade del brote de Avigal, la semana pasada, aseguró no recibir ninguna información hasta ayer a última hora, cuando le avisaron de que por ahora no se aplicarán restricciones en la villa. 

La alcaldesa, Fátima Abal, comparte la decisión tomada por el  comité de expertos de la Xunta “No tiene sentido que los vecinos y las empresas de Cambados, con solo cinco casos activos en el municipio, tengan que sufrir restricciones”, manifestó  y pidió a Durán “que gobierne en su ayuntamiento” y que “no se meta en decisiones que no le corresponden ni le competen”.

Sin abrir desde marzo
En A Illa de Arousa, municipio limítrofe con Vilanova, no ocultan su preocupación con la deriva general de la oleada, pero el regidor, Carlos Iglesias, descarta tomar medidas excepcionales porque “as tomadas son das máis restrictivas que hai na comarca. Somos o único concello que mantén todas as instalacións pechadas desde o confinamento: a biblioteca, o museo, o auditorio, os campos de fútbol, etc. Salvo a oficina de turismo”.

Comentarios