lunes 09.12.2019

Los vinos de José Barros, de Sisán, y Antonio Gondar, de Xil, ganan los oros

Los vinos de José Barros (Sisán, Ribadumia) y Antonio Gondar (Xil, Meaño) se hicieron ayer con los dos primeros premios en las respectivas categorías de vinos tipo Barrantes.

José Barros, oro en tinto Barrantes
José Barros, oro en tinto Barrantes

Los vinos de José Barros (Sisán, Ribadumia) y Antonio Gondar (Xil, Meaño) se hicieron ayer con los dos primeros premios en las respectivas categorías de vinos tipo Barrantes y variedades autóctonas.
Ellos fueron los triunfadores del concurso de la XLII Festa do Tinto, en el primer año en que para el sistema de puntuación se contó con un mismo comité de expertos paladares, con bodegueros autónomos y representantes de cada parroquia ribadumiense.
El acto de entrega de premios fue liderado por el presidente de la asociación de Viticultores, Manuel Abuín “Piris”, y contó con la participación de buena parte de la larga lista de autoridades presentes en la jornada de ayer, con regidores de toda la comarca, concejales y diputados.
José Barros recibió el premio de manos de la alcaldesa, Salomé Peña; Antonio Gondar, de las del delegado de la Xunta, José Manuel Cores Tourís.
Pero la lista de premiados no quedó ahí, ya que en el acto de entrega de trofeos celebrado ayer por la tarde en el pabellón de deportes se reconoció a una docena de vinos.
En la categoría de tintos Barrantes, el segundo premio fue para Alberto Vázquez, de Ribadumia, aunque lo recogió su cuñado, con la entrega del premio de manos del presidente de la Diputación, Rafael Louzán. El bronce fue para Adonis Martínez (Ribadumia), a quien le entregó el trofeo Luis Aragunde, alcalde de Cambados. El cuarto puesto recayó en Cándido Abal (Ribadumia) y lo dio José Luis Pérez, regidor de Meis. El quinto se lo llevó María Luisa Cousido (Ribadumia) y lo entregó Marcos Guisasola, edil de Sanxenxo. La sexta clasificada fue Carla García, de Vilanova. Recogió la estatuilla su padre, de manos de David Castro, maestro de ceremonias.
En cuanto a la categoría de variedades autóctonas, la plata se la llevó Daniel Abal (Ribadumia). Recogió el premio su madre, de manos de la diputada Rosa Oubiña. El bronce lo ganó Albino Abal (Ribadumia), con la entrega del trofeo a cargo del alcalde de Cotobade, Jorge Cubela. Lino Padín (Vilalonga, Sanxenxo) resultó ganador del cuarto puesto, aunque nadie pudo asistir a recoger el trofeo durante el acto. Evaristo González (Cambados) ocupó el quinto puesto, con entrega de Lourdes Ucha, alcaldesa de Meaño. El meañés Carlos Estévez logró la sexta posición y recibió el galardón de parte del alcalde de             O Grove, Miguel Ángel Pérez.

Comentarios