sábado 24.08.2019

O Salnés aprovechará la fuerza del Umia y su filtrado natural en la nueva estación de bombeo de agua potable

La Mancomunidade licita en 618.000 euros la mejora de la eficiencia energética en el sistema que lleva el agua a la ETAP

Vista de la ETAP a la que llega el agua impulsada por el bombeo de Pontearnelas
Vista de la ETAP a la que llega el agua impulsada por el bombeo de Pontearnelas

La Mancomunidade do Salnés ha sacado a licitación dos proyectos de mejora de la eficiencia energética de la estación de bombeo de Pontearnelas que impulsa el agua hasta la ETAP, que suministra a casi toda la comarca. Suman algo más de 618.000 euros e implican la colocación de nuevos sistemas que garantizan el futuro de la instalación, acabarán con problemas como los atascos provocados por el alga de acuario egeria densa y permitirán realizar un filtrado natural del agua, reduciendo la factura eléctrica. 

La entidad comarcal ha recibido una subvención del Ministerio de Industria, de una convocatoria de ayudas a la reducción de emisiones de carbono en instalaciones públicas. Esta aportación cubrirá el 75% del coste y el resto, el 25%, será asumido por los nueve concellos que conforman la entidad supramunicipal. Sin embargo, se calcula que el coste quedará amortizado en algo más de un año pues se prevé un ahorro de la factura eléctrica anual de unos 100.000 euros. Actualmente ronda los 400.000 euros. 

En concreto, el proyecto contempla la instalación de motores, bombas y nuevos equipos de alta eficiencia y entre los que destacan algunos como una turbina de hélice. La misma permitirá aprovechar el potencial energético de la propia fuerza del caudal del río Umia para impulsar el agua de manera mecánica, reduciendo la dependencia de la electricidad. 

Problemas con un alga
Asimismo se colocará un pozo-galería filtrante que captará el agua de manera subterránea, en lugar de como se realiza ahora, en superficie, a través de la arena del suelo aluvial. Esto permitirá que el agua llegue más limpia a las bombas porque evitará la llegada de la egeria densa, que provoca problemas en el sistema de aspiración actual, y aliviará la turbidez en caso de crecidas, cuestión que da problemas, sobre todo en invierno. Con lo cual, la Estación de Tratamiento y Depuración, ubicada en Treviscoso y desde donde sale el agua que consume la comarca, llegará más limpia y, por tanto, se reducirá el esfuerzo de la maquinaria de depuración. 

Para acoger estos elementos se construirá una nueva sala de máquinas, sumergida en el río, y la iniciativa es una experiencia pionera, según fuentes de la Mancomunidade do Salnés. Ahora las empresas interesadas en ejecutar los proyectos podrán presentar sus ofertas ante la entidad supramunicipal antes del 9 de julio. 

El plazo de ejecución de los trabajos es de un año para ambos. El objetivo es el mismo, pero se dividió en dos lotes a la hora de presentarlo a la convocatoria del ministerio porque, al tratarse de una cuantía tan elevada, las autoridades pensaron que habría más posibilidades. Juntos suman un precio de licitación de algo más de 618.000 euros y se ejecutarían de manera paralela.

Comentarios