• Miércoles, 20 de Junio de 2018

Silva reivindica la Camelia como flor del feminismo en la clausura de la LIV Exposición

La camelia fue la protagonista del fin de semana en Vilagarcía de la mano de la Exposición Internacional, cuya organización recayó, como cada tres años, en Ravella.

Silva reivindica la Camelia como flor del feminismo en la clausura de la LIV Exposición
Los premiados se hicieron una foto de familia con Varela, Silva y Salinero tras el acto en A Peixería | mercedes rolán
Los premiados se hicieron una foto de familia con Varela, Silva y Salinero tras el acto en A Peixería | mercedes rolán

La camelia fue la protagonista del fin de semana en Vilagarcía de la mano de la Exposición Internacional, cuya organización recayó, como cada tres años, en Ravella. El acto de clausura tuvo lugar ayer en la Praza da Peixería y contó con la participación de los premiados y de autoridades encabezadas por el alcalde, Alberto Varela, y la presidenta de la Diputación, Carmela Silva.
Fue precisamente la responsable provincial la que puso el toque feminista al evento. Con una camelia blanca en la solapa, Silva recordó que ese era el símbolo de las sufragistas que hace menos de cien años lograron el voto femenino. “O 8M as mulleres saímos de novo á rúa. Queremos a metade de todo porque somos a metade da poboación”, explicó Silva, que animó a tomar la flor homenajeada como símbolo de todos los ocho de marzo. “Non coñezo ningunha outra flor que apaixone tanto. Cando un entra no mundo da camelia se queda, porque a camelia namora”, aseguró la presidenta de la Diputación.

El alcalde de Vilagarcía hizo alusión en su intervención, que cerró los actos, a la buena relación entre la camelia y Galicia, pese a que la flor es originaria de Oriente. “Algo debe ter, será a súa efímera beleza”, reflexionó el político socialista, que leyó un discurso en el que hizo alusión al movimiento que se genera entorno a la camelia como factor positivo para contribuir a caminar hacia un turismo “desestacionalizado”.
Varela también incidió en la relación entre la camelia y la moda, como se demostró en el desfile de Franco Quintáns que abrió esta cincuenta y cuatro edición pero como antes hicieron, recordó el regidor, diseñadoras de la talla de Coco Chanel. También la literatura guarda relación con la flor oriental, a la que adoraron desde Pardo Bazán hasta Lorca, pasando por Celso Emilio Ferreiro.


El alcalde apuntó al “carácter hospitalario” de los gallegos como causa de que la camelia hiciese de las Rías Baixas su casa, y apuntó a que si bien comenzó siendo una flor típica del paisaje de pazos ahora está popularizada.
Premiados
Varela, Silva, la presidenta de la Sociedad Española de la Camelia, Carmen Salinero, y los ediles Sonia Outón y Lino Mouriño, fueron los encargados de entregar los premios del concurso.
Begoña Franco se hizo con el máximo galardón, la Camelia de Ouro, mientras que Abelardo Barcala y Pilar Bargiela recogieron dos premios especiales. Ambos subieron varias veces más al palco instalado en A Peixería para recoger los premios específicos, que también recayeron sobre Clasra Abalo, Rosa Crespo y Jaime Escofet, Manuela Couso, Laura Almuiña, Cuca Rozas, Fernando Vila, Edmundo Novoa, Elena Valcárcel, Dictino Vega, José Freire y Aquilino Rosario y Leonor Magariños. Esta última también se llevó el premio a la trayectoria y protagonizó uno de los momentos más emotivos al acordarse de todos “a los que ayudé” y gritar un sentido “‘¡Viva la Camelia!”.


Un total de catorce escaparates participaron en el concurso de decoración, cuyo primer premio, dotado con 500 euros, fue a parar a la Tetereta. Ofimatic Arousa se hizo con el segundo puesto y 300 euros y Mimode con el tercero y 200 euros.
En cuanto al certamen de fotografía, el ganador fue Andrés Fernández con la obra “Geometrías”; seguido de Javier Domínguez, con “Sutilezas sobre rosas” y de Tania Martínez con “Alma”.