viernes 21.02.2020

La última fase de sendas para la PO-308 incluye la construcción de rotondas en Canelas, Montalvo y Bascuas

Infraestruturas licita las obras por 3,4 millones de euros y la previsión de terminarlas antes
del verano de 2020

El delegado José Manuel Cores Tourís, el alcalde, la conselleira y el director de Infraestruturas (de izq. a dcha.) | cedida
El delegado José Manuel Cores Tourís, el alcalde, la conselleira y el director de Infraestruturas (de izq. a dcha.) | cedida

La Consellería de Infraestruturas acaba de sacar a licitación la tercera y última fase del proyecto de mejora de la seguridad vial para peatones en el tramo de la PO-308 que atraviesa Sanxenxo. En concreto, se trata de la creación de más de 5 kilómetros de senda y aceras, la mejora de intersecciones y accesos a las playas y tres nuevas rotondas entre Portonovo y Major con una inversión de 3,4 millones de euros. La previsión es que la obra empiece en primavera y esté lista antes del verano de 2020. 

La conselleira Ethel Vázquez y el alcalde, Telmo Martín, presentaron ayer el proyecto ante representantes del sector hotelero, comercial y la Plataforma de la PO-308.

También participó el director de la Axencia Galega de Infraestruturas, Francisco Menéndez, quien detalló el proyecto que, en líneas generales, mejora las intersecciones de accesos a las playas de este tramo con semiglorietas y cambios de sentido, entre otros elementos, además de ampliar las paradas de autobús porque, actualmente, los transporte se detienen en la carretera, interfiriendo en el tráfico. Asimismo se reordenarán zonas de aparcamiento. 

Zonas de hoteles y campings
En cuanto a la senda, de un ancho mínimo de tres metros, serán 5 nuevos kilómetros que discurrirán por la izquierda, pegados el mar, y que, en tramos, se hará en forma de pasarela de madera y en los incluidos dentro del Dominio Público Marítimo Terrestre, se usarán pavimentos “máis naturais para a súa integración na paisaxe”. Estas se combinarán con tramos de acera a la derecha en zonas con mayor concentración de establecimientos hoteleros y hosteleros, como en Canelas. 

En este punto empezará la actuación y será donde se construya una rotonda. Además, el espacio de la vieja gasolinera, ya expropiada, se destinará a mejorar el acceso a este arenal. Llegando a Paxariñas, se reordenará la zona de giro de vehículos para proteger el paso de peatones y en el tramo donde hay varios campings, se mejorará la intersección. 

En Montalvo se construirá otra glorieta y en Fontiñas se habilitará más aparcamiento. La tercera rotonda se creará en Bascuas que “foi difícil de encaixar porque hai moitas vivendas no entorno”, añadió Menédez. La senda seguirá hasta Major donde enlazará con la segunda fase ejecutada por la Xunta entre este punto y Soutullo, terminada en junio de este año. La primera concluyó en 2017 y las tres juntas suponen un total de 11,2 kilómetros de nuevas sendas y aceras entre Portonovo y A Lanzada para “os usuarios más vulnerables, peóns e ciclistas non deportivos”, destacó la conselleira. De estos, 7,6 kilómetros discurren junto al mar en un itinerario único, sin interrupciones. 

En cuanto a la iluminación que falta, la conselleira explicó que se está ultimando la supervisión del proyecto de 600.000 euros para la instalación de 290 luminarias led en los tramos que carecen del alumbrado (entre A Lanzada y Soutullo está listo). 

Actuación en Areas
Vázquez añadió que estas obras forman parte del plan de sendas que la Xunta está ejecutando en diferentes comarcas gallegas y, en total, supone una inversión global de algo más de 12 millones de euros (7,5 millones en obras y el resto en expropiaciones). A todo esto, la titular de Infraestruturas sumó otras actuaciones previstas en la PO-308 como la senda de Poio (7 kilómetros y tres millones de inversión) y las actuaciones en tramos de concentración de accidentes, como el proyecto entre Covelo y A Granxa y en el entorno de la playa de Areas, que está en supervisión, con la previsión de aprobarla a principios de año. En resumidas cuentas, se trata de una “transformación completa” de este vial, que une Pontevedra y A Lanzada con más de 15 millones de euros de inversión. 

El regidor agradeció a la Xunta que cumpla esta “gran demanda” y añadió que “cada vez que a Xunta inviste un só euro en Sanxenxo non só é para todos os veciños, tamén para todos os galegos” al tratarse del “primeiro destino turístico de Galicia”.

Comentarios