domingo 27/9/20

Vilanova consigue la financiación para reformar el club de jubilados

El Concello de Vilanova ha obtenido la financiación necesaria para poder acometer la reforma del club de jubilados. Lo hizo ayer, en virtud a la firma de un convenio de colaboración con la Consellería de Política Social

El conselleiro, José Manuel Rey Varela, y el alcalde, Gonzalo Durán, firmaron ayer el acuerdo | cedida
El conselleiro, José Manuel Rey Varela, y el alcalde, Gonzalo Durán, firmaron ayer el acuerdo | cedida

El Concello de Vilanova ha obtenido la financiación necesaria para poder acometer la reforma del club de jubilados. Lo hizo ayer, en virtud a la firma de un convenio de colaboración con la Consellería de Política Social, que permitirá poner sobre la mesa 150.000 euros con los que sufragar las actuaciones.
La firma fue este jueves en Santiago, por el conselleiro José Manuel Rey Varela y el alcalde, Gonzalo Durán, en un acto al que también asistió la edil Nuria Morgade. A la salida del encuentro, Durán anunció que ahora buscarán ya el inicio de los trámites de contratación de las obras, con la idea de poder iniciarlas después del verano.
El proyecto
El regidor recordaba ayer que la primera fase de este proyecto se acometió hace un año y medio, con la compra por parte del Concello de un local anexo al actual bar del club. Los entonces necesarios 50.000 euros para esta operación también fueron aportados por el departamento autonómico.
El espacio adquirido es de unos sesenta metros cuadrados, pero hasta el momento no se disponía del dinero necesario para poder iniciar las obras.
Estas consistirán ahora en nuevas divisiones y habilitación de tabiques móviles, ya que la idea es crear espacios variables que se puedan adaptar en función de las necesidades de actividad en las futuras dependencias.
Con ello, el gobierno local de Vilanova quiere que los jubilados dispongan no solo de un bar, como en la actualidad, sino de un completo local en el que poder dar cabida a actividades, talleres de envejecimiento activo y demás propuestas. Entre ellas, barajan la proyección de películas, cursos formativos, salas de lectura, de informática, almacén y todos los demás usos que permita esa futura estructura modular y adaptable a cada situación.
Eso sí, mientras duren las obras, dado que se va a acometer una profunda reestructuración de los espacios, el bar quedará cerrado al uso. No obstante, el Concello insiste en que la actividad actual del club no se clausurará, sino que se trasladará al hall del pabellón-multiusos, justo en la acera de enfrente.
“Es un espacio más pequeño”, admitía ayer Durán, pero subrayó que esta solución temporal permitirá mantener el uso durante esos meses y, en todo caso, se hará por un bien mayor, como es el de disponer a medio plazo de una mejor instalación. l

Comentarios