Zona Centro y 11 de los 17 locales de la Rúa Real se oponen al cierre al tráfico

El cierre de la calle Real y el entorno de Fefiñáns vuelve a generar debate sobre la posibilidad de su peatonalización. Descartada la restricción definitiva, el cuatripartito lleva unas semanas explorando cierres

Zona Centro y 11 de los 17 locales de la Rúa Real se oponen al cierre al tráfico
La peatonalización del entorno de Fefiñáns, aún temporal, vuelve a despertar el debate | gonzalo salgado
La peatonalización del entorno de Fefiñáns, aún temporal, vuelve a despertar el debate | gonzalo salgado

El cierre de la calle Real y el entorno de Fefiñáns vuelve a generar debate sobre la posibilidad de su peatonalización. Descartada la restricción definitiva, el cuatripartito lleva unas semanas explorando cierres parciales, por ejemplo, durante los meses de julio y agosto, para aumentar la seguridad en la zona durante la época más alta de afluencia turística.

No obstante, la asociación de comerciantes Zona Centro hacía público ayer un comunicado posicionándose abiertamente en contra de esta peatonalización temporal, apoyando desde la directiva, así, “a opinión maioritaria dos hostaleiros e comerciantes da zona, que son partidarios de que se manteña aberta ao tráfico a Rúa Real”.

Once de diecisiete
Es más, cuantifican en “once dos dezasete” los establecimientos del entorno en contra del cierre. Y así lo hacen tras haber recibido en sus oficinas entrada de la copia de un escrito firmado por estos once comerciantes con destino al Ayuntamiento, para dejar clara su postura.

En las últimas fechas, el edil José Ramón Abal había mantenido contactos con empresarios del entorno y su conclusión a la vista de estas reuniones era que más de la mitad del comercio y de locales hosteleros del lugar daban su visto bueno a estos cierres parciales, solo en verano.
La decisión final del cuatripartito no estaba ni mucho menos tomada, pero sí había predisposición hacia esta medida.

En el comunicado de Zona Centro piden que estas decisiones, en todo caso, se lleven de forma “debatida e consensuada” en “unha reunión conxunta”, con “todos os afectados”. Conceden que no se oponen a cierres al tráfico puntuales, por alguna actividad, pero no durante meses.