miércoles 19.02.2020

El durian, la fruta apestosa que levanta odios y pasiones

es posible que Adán y Eva no hubieran cometido el pecado original si, en lugar de una manzana, hubieran sido tentados con un durian, una fruta .

De un tamaño semejante a una sandía, el durian es el “rey de la fruta” en Tailandia | d. azubel
De un tamaño semejante a una sandía, el durian es el “rey de la fruta” en Tailandia | d. azubel

es posible que Adán y Eva no hubieran cometido el pecado original si, en lugar de una manzana, hubieran sido tentados con un durian, una fruta de olor sulfuroso y un sabor que ha sido comparado al de una cebolla podrida. No obstante, el durian (también llamado durio o durión) tiene su cohorte de incondicionales, quienes elogian la riqueza de su sabor, que aglutina un gusto afrutado con una textura más o menos cremosa y un final entre amargo y fermentado. El intenso perfume de esta fruta tropical, rancio para unos y aromático para otros, provoca que se prohíba con frecuencia en taxis, vuelos, habitaciones de hotel y otros lugares cerrados en el Sudeste Asiático. Cubierta de espinas y de un tamaño que puede igualar al de una sandía, el durian es considerado el “rey de la fruta” en Tailandia (el mangostino es la “reina”) y su consumo ha aumentado vertiginosamente en los últimos años debido a la demanda desde China.


El año pasado, Tailandia, uno de los mayores productores, exportó más de 600.000 toneladas, un 13% más que en 2016, y la demanda sigue aumentando sobre todo gracias al comercio electrónico. El pasado abril, se vendieron más de 130.000 durianes en un minuto en el portal Tmall del grupo chino Alibaba durante un acto de promoción en Bangkok en el que participó el presidente del gigante del comercio electrónico, Jack Ma.

En la provincia de Rayong, al sureste de la capital, la tailandesa Bundeun Phokek, de 63 años, cobra la entrada a los turistas (unos 10 euros) a cambio de una degustación sin límite de frutas, incluidos durianes. “Los durianes que han madurado a la perfección son dulces, cremosos y suaves y estos durianes se consideran como los más sabrosos”, indica la agricultora. “Es como el vino, tiene unos 240 aromas dentro y cada variedad huele y sabe un poco diferente. No creo que a quienes les gusta les moleste el olor, sino que les parecerá interesante”, dice a Efe Lindsat Gasik, autora del blog “The Year of the Durian”.

Comentarios