martes 20/10/20

Eva Longoria admite que sufrió una depresión después de su divorcio

Sus familiares y amigos más cercanos ayudaban a que la actriz tuviera esa percepción porque le insistían en que lucía mejor que nunca.

eva longoria
eva longoria


Sus familiares y amigos más cercanos ayudaban a que la actriz tuviera esa percepción porque le insistían en que lucía mejor que nunca.
"Fueron probablemente los momentos en los que más cumplidos recibí porque estaba muy delgada. No comía nada. Estaba deprimida.
Estaba triste. Mi dieta se limitaba al café. Y la gente seguía diciéndome que estaba genial y que el divorcio me había sentado estupendamente. Pero yo no me sentía bien. No tenía energía", declaró.
Todo cambió en cuanto decidió ir al médico una vez que se dio cuenta de que aquella situación estaba afectando a su salud.
"Tuve que llenar el cuerpo de vitaminas y tratar de ponerme a punto", sostuvo Longoria, quien comentó que parte de ese proceso consistió en cortar de raíz el azúcar en su dieta.
"Durante casi tres meses no ingerí azúcar y fueron los momentos en los que sentí que tuve más energía que nunca. Mi paladar incluso cambió. Las cosas me sabían mejor", manifestó.
Longoria estuvo casada durante tres años con el jugador de baloncesto Tony Parker, de quien se divorció en enero de 2011, un año que pasó vinculada sentimentalmente con Eduardo Cruz, hermano de la actriz española Penélope Cruz.
Después también se la relacionó con Mark Sánchez, jugador de fútbol americano de los New York Jets
 

Comentarios