lunes 23.09.2019

Concello y El Polígono pactan la rescisión del contrato de limpieza tras la amenaza de sanciones por impago

La empresa El Polígono, que tenía adjudicada la limpieza de los edificios municipales de Caldas, comunicó ayer por fax al Concello su disposición a rescindir el contrato de forma voluntaria después de que el gobierno local amenazase con abrir expediente e imponer sanciones de hasta 18.000 euros 

La empresa El Polígono, que tenía adjudicada la limpieza de los edificios municipales de Caldas, comunicó ayer por fax al Concello su disposición a rescindir el contrato de forma voluntaria después de que el gobierno local amenazase con abrir expediente e imponer sanciones de hasta 18.000 euros a la compañía por incumplir las obligaciones laborales con sus trabajadoras. Estas llevan meses sin percibir íntegras sus nóminas —la empresa les retuvo el 20% del salario— y cobrando con retraso, lo que motivó que los portavoces de todos los grupos políticos acordasen adoptar medidas en defensa de las operarias. El Concello dio de plazo a la compañía hasta ayer para pactar la resolución del contrato, recibiendo a mediodía un “escueto fax en el que aceptan la rescisión voluntaria”, confirmó el alcalde, Juan Manuel Rey. Para que la limpieza de los edificios municipales no se resienta, el Ejecutivo caldense formalizará un contrato menor con otra empresa mientras se tramita la licitación del servicio, lo que podría tardar unos tres meses, aunque “los plazos intentarán acortarse al máximo”. Rey espera poder cerrar entre hoy y el lunes la contratación provisional de otra compañía.

el mismo personal

La empresa que, tras el proceso de adjudicación, asuma de forma definitiva el servicio de limpieza tendrá que contar con el mismo personal que venía realizando los trabajos, un grupo de entre cuatro y seis trabajadoras, estima el alcalde. El contrato que se firme con la nueva adjudicataria tendrá como una de sus cláusulas la subrogación del personal. “Esa será una imposición del grupo de gobierno”, asevera Juan Manuel Rey, que se mostró molesto con la actitud mostrada en los últimos meses por los responsables de El Polígono. Unas “quinientas veces” se puso en contacto con ellos para tratar de mediar en el conflicto con las trabajadoras, sin que prácticamente tuviera respuesta hasta que se amenazó con sanciones.

Comentarios