Viernes 19.04.2019

Fallece un octogenario tras ser atropellado por un turismo en Valga

El hombre cruzaba por fuera del paso de peatones y los médicos no pudieron hacer nada por salvar su vida

La Guardia Civil se encarga de instruir diligencias sobre el atropello mortal de Valga | g.c.
La Guardia Civil se encarga de instruir diligencias sobre el atropello mortal de Valga | g.c.

Un hombre de 87 años de edad perdió la vida ayer en Valga tras ser atropellado por un turismo, que lo alcanzó cuando cruzaba por un lugar no habilitado para el paso de peatones. Los hechos se produjeron sobre las nueve y media de la mañana en las inmediaciones de la Casa Consistorial, a la altura del kilómetro 86,9 de la carretera N-550.


El golpe que recibió hizo que el hombre se cayese por un desnivel que existe en ese tramo de la carretera, según informaron fuentes desplazadas al lugar. En cualquier caso, la víctima perdió la vida prácticamente de inmediato, ya que los médicos del PAC desplazados al punto en ambulancia apenas pudieron hacer nada por salvarlo y tan solo lograron certificar el fatal desenlace.


Fue un particular el que alertó del suceso. El Centro de Atención ás Emerxencias 122 Galicia movilizó a la zona, además del servicio médico con ambulancia del 061, a la Policía Local, al GES de Valga y a la Guardia Civil. Fue este último cuerpo el encargado de instruir diligencias, al encontrarse la carretera en su demarcación.
La conductora del turismo resultó ilesa tras el accidente. Fuentes de la Guardia Civil destacaron que el atropello se produjo en una zona no habilitada para el paso de peatones.


Muy conocido
La víctima era un vecino muy conocido en el municipio. Se trata de Manuel Castiñeiras, que residía a escasos trescientos metros de donde tuvo lugar el atropello, delante de un local hostelero. Los hechos se produjeron en una hora muy concurrida, por lo que fueron muchos los valgueses que acudieron a conocer de primera mano el triste suceso.

Los efectivos del GES de Valga se ocuparon, mientras se esperaba por la llegada del juez para ordenar el levantamiento del cadáver, de señalizar la zona del accidente, regular el tráfico y, posteriormente, limpiar la vía para evitar que los restos del accidente pudiesen ser peligrosos para la circulación viaria.

El último suceso trágico en las carreteras valguesas, antes del atropello de ayer por la mañana, se había producido en octubre del año pasado, cuando Amelia Portas perdía la vida tras un choque brutal contra otro coche. El suceso se producía también en la carretera Nacional 550, a escasos metros de la vivienda de la víctima, que tenía 56 años en el momento del fallecimiento.

Comentarios