Martes 20.11.2018

Os Duráns denuncia la inacción del Concello ante el estado “insalubre” de una finca llena de ratas

Los vecinos de Os Duráns denuncian la “inacción” del Concello ante la situación “insalubre” de una finca, cuya limpieza deja mucho que desear.

La maleza crece sin límite y trepa hasta las propiedades colindantes | cedida
La maleza crece sin límite y trepa hasta las propiedades colindantes | cedida

Los vecinos de Os Duráns denuncian la “inacción” del Concello ante la situación “insalubre” de una finca, cuya limpieza deja mucho que desear. La parcela, situada al final de la calle Curros Enríquez, lleva años sin limpiarse, y sin que la administración municipal haga algo por reprender a los propietarios.
La maleza crece sin límite en el solar, llegando a invadir las propiedades colindantes. La selvática situación sirve de refugio para ratas, insectos y otro tipo de bichos que, aseguran los vecinos, se cuelan también por el resto de inmuebles.
Además, el solar da a la calle, por lo que los residentes en el barrio temen que en algún momento alguien lance una colilla mal apagada y prenda fuego, que pronto podría extenderse al resto de viviendas.
Una situación muy similar a la que denunciaron en su día los vecinos de Trabanca Sardiñeira. Y es que el estado de este tipo de inmuebles suponen no solo un problema de salubridad, sino también un peligro.
Limpiaron las aceras
Ante tal situación, los vecinos, ya hartos, presentaron hace unos meses un escrito ante el Registro del Concello. Aseguran que no recibieron ningún tipo de respuesta, pero a los pocos días las máquinas se presentaron en el barrio para desbrozar.
Sin embargo, para sorpresa de los vecinos, las labores se limitaron a la zona de las aceras, que antes también se encontraba invadida por las hierbas de dicha finca. Por ello, los afectados se encuentran ahora indignados con la actitud del gobierno local, ya que “dejaron todo el resto sin tocar”, por lo que la maleza sigue creciendo sin límite y alcanzando a las propiedades limítrofes.
Existen herramientas legales que permitirían al Concello limpiar la parcela, aunque sea propiedad privada y, posteriormente, pasar la factura al propietario. Esta misma opción es la que siguió el propio ejecutivo de Alberto Varela con el inmueble situado en la Praza do Castro, en pleno centro del municipio.
Sin embargo, en el barrio de Os Duráns, situado a escasos metros de la Casa Consistorial, el ejecutivo se limita a limpiar las zonas de la vía pública. Los vecinos, que llevan años denunciando el estado de esta finca, y que temen que pueda llegar a ser un peligro, reclaman una mayor atención del Concello. La situación de fincas privadas es un problema enquistado en Ravella, ya que surgen críticas por este mismo motivo desde otras zonas del municipio, como Rubiáns. 
Aunque, en términos generales, el asunto de la limpieza está siendo una asignatura pendiente para el ejecutivo socialista, que durante los meses de verano ha escuchado críticas desde todos los puntos del municipio.
En su momento, el edil del ramo, Lino Mouriño, alegó a la baja de varios miembros de la brigada. Después, llegaron las fiestas de San Roque, que se priorizaron frente a las labores ordinarias. Ahora, muchos operarios se encuentran inmersos en la preparación de los colegios de cara a la vuelta a clase. l

Comentarios