Viernes 19.04.2019

Empiezan los trabajos de rehabilitación del emblemático cruceiro de Rúa Nova

Tres años han tenido que pasar para que técnicos de la Diputación de Pontevedra y del Concello de Vilagarcía iniciasen los trabajos de reposición del conocido como cruceiro de la Rúa Nova.

El cruceiro forma parte del conjunto arquitectónico del pazo de Rúa Nova	emilio moldes
El cruceiro forma parte del conjunto arquitectónico del pazo de Rúa Nova emilio moldes

Tres años han tenido que pasar para que técnicos de la Diputación de Pontevedra y del Concello de Vilagarcía iniciasen los trabajos de reposición del conocido como cruceiro de la Rúa Nova. Este elemento patrimonial está ubicado justo entre los límites del municipio vilagarciano y el vilanovés y, en su día, fue dañado preocupantemente por un turismo que lo golpeó en un accidente de tráfico. Según apuntaban ayer fuentes municipales la actuación que acaba de iniciarse consiste, principalmente, en la habilitación de la base de hormigón sobre la que luego se emplazarán todos los elementos del cruceiro, que ya están totalmente restaurados.
La idea es que, en muy pocos días, el entorno del pazo recupere su característica imagen, después de haber sufrido el accidente que lo dejó malherido. Cabe recordar que la restauración de este elemento fue llevada a cabo por la Escola de Canteiros de la Diputación después de no cierta polémica de lindes que llegó a tratarse en su día en los plenos de Vilagarcía y Vilanova.
Lo cierto es que a día de hoy todavía no se sabe quién se hará exactamente cargo de los daños. Y es que este fue, según fuentes del Concello, el motivo principal que ha promovido todos estos atrasos. Ante el desacuerdo con la compañía aseguradora del vehículo que causó el siniestro, el gobierno local decidió recurrir a la Justicia. Sin embargo, a estas alturas ha decidido que no se puede esperar más para la rehabilitación, de ahí que la administración local haya asumido los gastos a la espera de que los jueces se pronuncien al respecto. Y es que en Ravella tienen claro que la Justicia acabará dándoles la razón.
El cruceiro forma parte del conjunto del pazo de Rúa Nova, declarado monumento nacional desde 1976 y ligado a la familia de Ramón María del Valle-Inclán. De hecho, el escritor lo cita en algunas de sus obras.
El pazo tiene su origen en una fortaleza medieval, que se convirtió en casa-torre entre finales del siglo XVII y principios del XVIII, fechas entre las que también se situaría el cruceiro.
Sin embargo, en el año 2011 el accidente que provocó la destrucción de este elemento patrimonial volvió a revivir las rencillas territoriales entre Vilagarcía y Vilanova. Eran muchos entonces los que recordaban aquella fecha de abril de 2002 mediante la cual se enterraba oficial y jurídicamente el hacha de guerra entre los dos municipios en un dictamen que definía de forma clara los límites entre las dos localidades.
El cruceiro está en territorio vilagarciano y el pazo de Rúa Nova en Vilanova. Estas cosas curiosas que dejan los límites administrativos. n

Comentarios