Sábado 17.11.2018

Las fiestas de San Roque supusieron un gasto superior a los 260.000 euros

Las fiestas de San Roque costaron un total de 262.760,73 euros, de los cuales el 76 por ciento fueron aportados, directamente, por las arcas municipales.

La Fiesta del Agua fue el día grande de las celebraciones patronales en honor a San Roque que acogió Vilagarcía durante el mes de agosto | gonzalo salgado
La Fiesta del Agua fue el día grande de las celebraciones patronales en honor a San Roque que acogió Vilagarcía durante el mes de agosto | gonzalo salgado

Las fiestas de San Roque costaron un total de 262.760,73 euros, de los cuales el 76 por ciento fueron aportados, directamente, por las arcas municipales. La concejala de Cultura calcula que cada vilagarciano tuvo que pagar ocho euros por las fiestas, lo que le parece una cantidad poco significativa.
Y es que los patrocinios de LaCaixa y Gadisa y las subvenciones de Abanca y la Diputación apenas cubren el 24 por ciento del total del presupuesto, al sumar 64.000 euros.  Por desglose, lo más caro del programa fue el Combate Naval, que costó 44.013,75 euros, seguido del concierto de El Cigala, con un coste de 37.056,25 eros y del Festiclown, por 36.300 euros. La actuación de Tequila supuso un desembolso de 30.250 euros, la de Fredi Leis 7.986, la del Coro Encaixe 2.429 y las actuaciones locales, como Juan Carlos Cambas, el Encontro de Malveiras o el espectáculo de la Banda de Música y Coda, entre otros, tuvieron un coste conjunto de 23.354 euros.
A todo esto, hay que sumar la producción artística y técnica de los conciertos, que ascendió a 39.270 euros, así como las verbenas, ya que Ravella abonó a las orquestas un total de 26.515 euros. La Noite Meiga, con quema de bruja incluida, supuso un desembolso de 7.871,25 euros.
Balance
La concejala de Cultura, Sonia Outón, mostró su intención de continuar con la línea de unas fiestas “familiares”, en las que las actividades “invadiron as rúas”, lo que conecta directamente, dijo, con la apuesta socialista por laspeatonalizaciones. En cuanto a esto, destacó que la nueva Praza de Galicia quedase “intacta” tras el Agua, de la que dijo que este año “voltou un pouco aos orixes”. También incidió en el carácter inclusivo de las celebraciones patronales de 2018, con un pregón y un cuentacuentos en lenguaje de signos y un Punto Lila para que las mujeres se sintiesen “seguras”. El edil de Obras e Servizos, Lino Mouriño, agradeció la implicación de los trabajadores de todos los departamentos e hizo hincapié en que algunas otras tareas tuvieron que aplazarse durante las fiestas de San Roque.
Outón incidió en que las fiestas son un “motor económico”, especialmente para la hostelería y el comercio, pero también “inmaterial” ya que “da felicidade”.
Una visión muy diferente tienen en el Partido Popular, que cree que la nota obtenida por la Concellería de Cultura tras las fiestas “está lejos del sobresaliente”. Así se expresa la portavoz del principal grupo de la oposición, Elena Suárez, que certifica que “el nivel general ha estado por debajo de lo esperado” y apuesta para los próximos años por “rediseñar, mejorar y completar nuestras fiestas”. Inciden los conservadores en que el ejecutivo socialista dispone de un presupuesto elevado para hacer un programa de fiestas más completo. La portavoz del grupo municipal cree que hay contenidos y citas que se pueden consolidar, pero que a otros hay que darle “una vuelta”.
“Con el Festiclown y la Festa da Auga solo no llega. Hay que ir más allá, apostar por nuevos contenidos, diversificar la oferta y llegar a todos los públicos y deslocalizar todavía más tanto en el espacio físico como en el calendario”, explica Suárez Sarmiento, que echa en falta “ideas frescas”. En este sentido, asegura que otros municipios próximos “nos han ganado la batalla del público y de los conciertos”.
Además, la concejala conservadora critica la “improvisación” en las contrataciones y en la comunicación, así como los problemas de tráfico generados “por las decisiones políticas socialistas”.
“El mejor aliado de las fiestas y el mejor motor de atracción de turistas fue el único no programado por el Concello: El buen tiempo”, aseguran desde las filas del Partido Popular, que también rechaza la actitud del PSOE con la organización de la Ameixa. l

Comentarios