miércoles 28/10/20

Más de treinta colectivos exigen datos e informes sobre la vieja mina de Touro

“Imos seguir pelexando ata que isto se pare”. Este es el objetivo de más de una treintena de colectivos de toda Galicia respecto al proyecto de reapertura de la mina de O Pino-Touro. Todos ellos han presentado un requerimiento ante la Consellería de Economía

Representantes de hasta 33 colectivos de toda Galicia comparecieron ayer en rueda de prensa | M. rolán
Representantes de hasta 33 colectivos de toda Galicia comparecieron ayer en rueda de prensa | M. rolán

“Imos seguir pelexando ata que isto se pare”. Este es el objetivo de más de una treintena de colectivos de toda Galicia respecto al proyecto de reapertura de la mina de O Pino-Touro. Todos ellos han presentado un requerimiento ante la Consellería de Economía, Emprego e Industria reclamando información detallada de la mina explotada por la empresa Cobre San Rafael entre los años 1973 y 1986, así como datos referidos a las actuaciones que se realizaron en la zona para “restaurar os danos ambientais causados sobre o medio ambiente, en particular sobre as augas, o solo, a fauna, a flora e a paisaxe e os riscos para a saúde humana derivados da xestión dos residuos mineiros”.
El patrón mayor de A Pobra, Juan Miguel Iglesias, argumentó ayer que “a mina vella pechou hai 31 anos e parada segue contaminando”. Es por ello que exigen que “se dea luz, porque iso da contaminación cero non o cre nadie”. Desde la Plataforma Mina Touro-Pino Ana Parra incidió en que “a antiga mina segue vertendo e supón un risco constante para a saúde da poboación local”.

Entienden desde los diferentes colectivos, cuyos representantes comparecieron ayer en Carril, que “temos absoluta lexitimidade para acceder aos expedientes e a que non se nos oculte información”. Es más, desde la Plataforma Mina Touro-Pino denunciaron “amenazas por parte dos trileiros locais” a los que acusaron de “maquillar unha realidade empíricamente demostrable”.

Incidencia en la Ría
La patrona mayor de Vilanova, María José Vales, manifestó que “non queremos unha bomba de reloxería, tememos que poida rebentar unha balsa”. De hecho desde los Mexilloeiros de A Pobra, Benigno Yáñez, advirtió que “mandáronnos unha técnica que nos dixo que non había problema e que de saír algo desas balsas o que sairía sería area. Non o cremos, sairía auga e auga contaminada”.
Lo cierto es que los contactos que los colectivos han mantenido con la administración de la Xunta de Galicia respecto a este asunto no les han tranquilizado. “De feito o que fixo é preocuparnos aínda máis”, explicó Alfredo Otero desde el Consello Regulador do Mexillón. “Que non nos enganen, que tontos non somos e imos seguir coa xente, dándonos a ver e a seguir pelexando”, asegura.
El presidente de la Plataforma en Defensa da Ría de Arousa, Xaquín Rubido, incidió en que la respuesta que han tenido de las diferentes corporaciones arousanas ha sido buena y que la campaña de recogida de firmas también ha tenido una gran acogida.

La empresa
Desde Cobre San Rafael se pronunciaban tras la rueda de prensa en un comunicado. En él tildan de “alarmista” el escenario “dibujado por determinados grupos” y que, según ellos, “está muy alejado de la realidad de un proyecto minero del siglo XXI”. De hecho aseguran que garantizan al 100 % que no habrá vertidos y que “ni los minerales extraídos ni los productos utilizados en su procesado contienen sustancias peligrosas”. Apuntan que el nuevo proyecto incluye un “Plan de Vigilancia Ambiental” que “instalará puntos de control de la aclidad de las aguas en todo el entorno de la mina”. Se ponen además a disposición de las partes para cualquier tipo de información.

Comentarios