El Punto Lila garantizará la privacidad de las mujeres que acudan a solicitar ayuda

El Punto Lila que estará instalado en la Praza da II República desde la noche del 15 de agosto hasta las diez de la mañana del 16, será un espacio cerrado que garantizará la privacidad y el anonimato

El Punto Lila garantizará la privacidad de las mujeres que acudan a solicitar ayuda
La presentación tuvo lugar ayer en el Concello | mercedes rolán
La presentación tuvo lugar ayer en el Concello | mercedes rolán

El Punto Lila que estará instalado en la Praza da II República desde la noche del 15 de agosto hasta las diez de la mañana del 16, será un espacio cerrado que garantizará la privacidad y el anonimato de las mujeres que acudan a pedir ayuda. Así lo explicó ayer Daisy Alcalde, de O Soño de Lilith, asociación que se encargará de gestionar este servicio. Tres voluntarias de este colectivo estarán durante doce horas en esta caseta. Cuentan con formación para atender los problemas que puedan surgir, aunque apuntan que el Punto Lila no será un espacio de denuncia, sino de asesoramiento. Eso sí, estará en contacto directo con la Policía Local y el Servizo Municipal de Emerxencias.
La directora del CIM, Julia Barbosa, explicó que el objetivo de esta iniciativa es que “as mulleres poidan vivir as festas tranquilas e seguras, ao mesmo nivel que os homes”. Daisy Alcalde, de O Soño de Lilith, incidió en la importancia de que las administraciones colaboren con el movimiento feminista. El grupo municipal del Partido Popular también felicitó al gobierno por este proyecto.
Un globo de helio de enormes dimensiones y con luz será el encargado de que la caseta se visibilice desde varios puntos de la ciudad, como la playa.
Por otra parte, el área de Igualdade llevará a cabo hoy una acción destinada a reivindicar la diversidad. Será en Ravella, a partir de las doce y media del mediodía, y consistirá en una sesión vermú a cargo de una dj. El objetivo es “visibilizar que a sociedade está composta por xente moi diferente e iso non pode condicionar os nosos dereitos”, explicó la técnica Loli Maquieira. l