martes 20/10/20

Reportaje | La comunicación, aspecto a mejorar en las emergencias en Cortegada

Parques Nacionales cuenta con tres motobombas en la base de Campiño y con una de Protección Civil 
de Vilagarcía para hacer frente a un posible incendio en la isla de Cortegada

Diario de Arousa-2018-06-08-007-db3119d5
La jefa de la Policía Local, María del Carmen Roca, y el jefe de Emergencias, Francisco Guillán Busto, compartieron impresiones durante el desarrollo del simulacro | gonzalo salgado

La isla de Cortegada acogió ayer el demandado simulacro para probar cómo funciona su carácter insular ante un incendio que hace tres años que dejó de ser una hipótesis. Siguiendo el operativo estaban el alcalde, Alberto Varela, que lideró la lucha para dotar de medios propios al parque nacional contra este tipo de emergencias, y el delegado de la Xunta en Pontevedra, José Manuel Cores Tourís.
El jefe del servicio de Prevención y Defensa contra incendios forestales, Manuel Francisco Gutiérrez, explicó que lo que se llevó a cabo en Carril durante la mañana de ayer fue un “ejercicio práctico y táctico ante el parque nacional, que llevamos tiempo preparando”. De hecho, desde que se registró el incendio, en el verano de 2015, se comenzó a trabajar en este simulacro, según aseguró el técnico autonómico.
No fue posible, debido a la mañana lluviosa de ayer, comprobar el funcionamiento de los medios aéreos, aunque se localizaron dos posibles sitios de aterrizaje en la zona norte, que habrá que probar en situación real, con el piloto.
El simulacro sirvió para detectar un fallo en la comunicación de las emergencias, que se trabajará para solucionarse de forma inmediata, según explicó Cores Tourís.
Temor a un incendio
El delegado de la Xunta aseguró que la idea, con este tipo de simulacros, es estar “o máis preparados posibles”  y considera que la situación, en este sentido, mejoró notablemente con respecto a hace tres años. “Estamos mellor preparados, contamos con máis bombas e temos que estar mellor coordinados. Hai algún problemiña que se vai subsanar canto antes”, aseguró Cores Tourís.
El alcalde, por su parte, agradeció a la Xunta la realización del simulacro y recordó el “medo” que sintieron vecinos y gobernantes hace tres años ante la posibilidad de “perder unha xoia como a illa de Cortegada”. Varela incidió en que el parque arousano forma parte de la candidatura de Illas Atlánticas a Patrimonio da HUmanidade y que por ello “hai que coidalo aínda máis”.
“Se non fora pola boa labor de emerxencias e bombeiros pero, sobre todo, do cariño dos veciños de Carril, houbéramos tido consecuencias peores. Aquel día houbo falta de coordinación e problemas coa chegada da auga”, apuntó Varela. Sobre este último aspecto, Gutiérrez indica que se cuenta con la bomba de agua de Protección Civil y con las tres que tiene la Xunta en la base de Campillo.
Un conato
En el simulacro participó el Servizo de Prevención de Extinción de Incendios Forestais de la Consellería de Medio Rural, personal de la Consellería de Medio Ambiente, Protección Civil, Policía Local, Seprona, Policía Nacional y Cofradía de Carril. Además, se movilizaron cuatro brigadas, un camión motobomba, otro de la agrupación vilagarciana, cuatro agentes forestales y un vigilante patrón. También participó un director de extinción, dos motobombas transportables, dos lanchas, una patrulla de la Local y un responsable de análisis del operativo. La situación simuló un conato de incendio que se inició en la parte alta del poblado que se encuentra en Cortegada, y que afectó a 4.500 metros cuadrados. Tourís la situación “singular” que presenta Cortegada y también anunció que para la campaña contraincendios, que comenzará en breve, hay previstos 7.000 efectivos, 30 medios aéreos y 360 motobombas para toda Galicia.

Comentarios