martes 25.02.2020

El temporal provoca mortandad de almeja en Carril, lo que mantiene en vilo al sector

Las mariscadoras de a pie hablan de grandes pérdidas en la zona de la playa de A Compostela en babosa y japónica
Una imagen de archivo de mariscadoras en la playa de A Compostela | g. salgado
Una imagen de archivo de mariscadoras en la playa de A Compostela | g. salgado

Cada vez que llueve en abundancia el sector del marisqueo en Carril se teme lo peor. La cantidad de agua caída en la jornada del jueves en Vilagarcía ha dejado un panorama que se semeja ya al de finales de diciembre del año pasado: Marisco muerto y pérdidas cuantiosas para el sector económico más importante de la localidad carrilexa. El exceso de agua dulce, así como los lodos derivados del arrastre de tierra, han provocado una elevada mortandad de producto en la playa de A Compostela. Desde el sector del marisqueo a pie así lo confirman, apuntando que tanto ha muerto la almeja babosa como buena parte de la japónica. Una situación que ya tildan de “catástrofe”. Y es que en ese entorno se había plantado semilla adquirida para que el marisco fuese adquiriendo poco a poco la talla comercial

La preocupación en el sector también viene derivada del estado en el que ha quedado la playa, dado que la cantidad de lodo y arena removida es importante.

El sector de a pie también apunta que en la zona de Os Lombos se detectó berberecho muerto y que la almeja va aguantando tras las últimas lluvias caídas.

Por su parte el patrón mayor de la Cofradía de Carril y presidente de la Agrupación de Parquistas, José Luis Villanueva, explicó que en los viveros la mayor afectación se vivió ya a finales del año pasado cuando, a priori, se iba a vivir una de las campañas de Navidad más fructíferas de los últimos años. “A nós xa nos fastidiaron moitísimo as choivas do pasado mes. Morreu todo e houbo perdas moi importantes”, explica Villanueva. 

Además, matiza, habrá que esperar para analizar pormenorizadamente los daños que estas nuevas trombas de agua pudieron provocar en el marisco y, concretamente, en la almeja. “Estamos en días de mareas mortas e, polo tanto haberá que determinar dentro duns días o que realmente afectou toda esta choiva ao marisco”. Aún así, se muestra optimista y explica que “penso que houbo máis incidencia na terra que no propio mar”.

De lo que no cabe duda es de que el marisqueo mueve miles, e incluso millones, de euros en la lonja carrilexa. Cabe recordar que, y cumpliéndose así el reto que se había puesto el propio patrón mayor hace tan solo unos meses, la lonja de Caril conseguía terminar el año con más de diez millones de euros facturados. De ellos la mayoría se correspondían a la almeja y al berberecho.

Estas pérdidas tras las fuertes precipitaciones mantienen ahora en vilo el comienzo del año para el sector.

Comentarios