Imprimir

Denuncian el envenenamiento de 23 vacas de una granja en Santa Comba

Redacción | 27 de marzo de 2016

El cadáver de una de las reses envenenadas yace en el suelo de la granja	aec
El cadáver de una de las reses envenenadas yace en el suelo de la granja aec

Los servicios jurídicos de la asociación ecologista Arco Iris pidieron formalmente a la Guardia Civil que abra una investigación sobre el envenenamiento de las 23 vacas de una granja situada en el municipio coruñés de Santa Comba.

Los servicios jurídicos de la asociación ecologista Arco Iris pidieron formalmente a la Guardia Civil que abra una investigación sobre el envenenamiento de las 23 vacas de una granja situada en el municipio coruñés de Santa Comba.

Según informó la asociación a través de un comunicado, durante las últimas semanas alguien procedió a envenenar con productos químicos el silo empleado para alimentar el ganado, que “ha ido muriendo hasta acabar con la totalidad de los animales de la granja”.

La entidad apunta que los informes veterinarios procedentes de las autopsias a algunos de los animales afectados han identificado cobre, zinc y mebezonio que, mezclados con el silo, fueron sido los causantes de la muerte de las reses.

protección animal

Este hecho “viola gravemente las leyes de protección animal y muchas otras disposiciones relativas al medio ambiente”, indican desde Arco Iris al director general de la Guardia Civil.

Además, este “incalificable suceso” ha “conducido a una familia entera a la ruina mas absoluta” y “liquidado una explotación industrial en plena actividad”, dijo Arco Iris, que alertó  de que estas prácticas “empiezan a ser más frecuentes de lo deseable en Galicia”. 

La organización ecologista también envió un escrito a la conselleira de Medio Rural, Ángeles Vázquez, en el que exige la inmediata intervención de su departamento en este caso del envenenamiento masivo.

Recuerdan que el mebezonio es un producto químico de uso restringido y cuya venta está limitada a los profesionales veterinarios.

“Los animales, que aún a día de hoy siguen muriendo después de una terrible agonía, muestran en todos los casos los mismos síntomas del envenenamiento. Las vacas sufren terribles convulsiones y caen al suelo sin posibilidad de incorporarse”, recuerda la organización. 

Arco Iris recordó a través de un escrito a Medio Rural que es “su competencia investigar si existe tráfico ilegal de productos restringidos o si, en su caso, pudo existir falta de celo o imprudencia en la custodia del mebezonio por parte de algún profesional veterinario, lo que sería de extrema gravedad”.

Puede ver este artículo en la siguitente dirección /articulo/galicia/denuncian-envenenamiento-23-vacas-granja-santa-comba/20160326224925140421.html


© 2019 Diario de Arousa