Domingo 16.06.2019

El conselleiro de Medio Rural llama “delincuentes” a los que “ponen en peligro el monte”

José González apuesta por la vigilancia y la prevención para salvar la riqueza paisajística

José González y Ovidio Rodeiro siguen las labores de extinción de un fuego en Rianxo | aec

El consellerio de Medio Rural, José González, calificó de “delincuente” a aquellos que “ponen en peligro intencionadamente el paisaje, el monte y la vida de las personas”, por lo que ha lamentado que tres de cada cuatro fuegos sean intencionados.


Así lo señaló González en una entrevista en la Cadena Ser, donde no habló ni de tramas ni de terrorismo incendiario, pero indicó  que según los investigadores, tres cuartas partes de los incendios son intencionados.


José González destacó la dificultad de detener a los autores de los incendios “por la propia caracterización del delito”, que obliga a “pillarlos con las manos en la masa”. “Por eso insistimos tanto en que cualquier colaboración ciudadana es buena”, insistió el conselleiro.


En este sentido, una de las novedades de este año del Plan de Prevención e Defensa contra os Incendios Forestais en Galicia (Pladiga) es el 900 815 085, un número de teléfono “anónimo y confidencial” para trasladar denuncias “sobre posibles comportamientos incendiarios”, que no será un instrumento para “rencillas entre vecinos” porque contará con “todos los protocolos necesarios para que las fuerzas y cuerpos de seguridad del estado analicen la información”.

Aumentar las condenas
El conselleiro consideró “fuertes” las penas a los incendiarios y dijo que la posibilidad de endurecerlas es un “debate de juristas”. Para él, lo importante es “trabajar más en la detección de estos comportamientos” para que aumente el número de condenas, que en la actualidad se sitúan en el cuatro por ciento del total.


El teléfono de denuncia no es la única novedad del Pladiga. “Primero, determinamos que tenemos que trabajar mucho más en la prevención”, destacó, por lo que se reforzará el servicio “público y único” con la apertura de 548 plazas. Un servicio al que pide “versatilidad” para que no se dedique solo a la extinción.


“Hemos modificado la estructura de la Consellería: desdoblamos la dirección xeral única de Montes en dos e hicimos una Dirección Xeral de Defensa do Monte que cuenta con una subdirección específica de prevención”, ha subrayado José González, quien apostilló que se incrementó el tiempo mínimo de contrato en el servicio, de los tres meses de 2017 a los seis que habrá en 2020. “Vamos a tener más gente trabajando más tiempo y tenemos que orientarnos más a la anticipación del problema”, reivindicó.


Otro de los ejes será la investigación y el control de los incendiarios, que se “reforzará” con el uso de nuevas tecnologías como “los drones y un mayor número de cámaras de videovigilancia que demostró mucha eficacia en el apoyo técnico”. A González le “cuesta comprender” las críticas por la eventualidad laboral “cuando en tres años se está duplicando el período de trabajo”, dijo.

El conselleiro de Medio Rural llama “delincuentes” a los que “ponen en peligro el monte”
Comentarios