miércoles 20.11.2019

Una lección magistral que aún necesita dos pasitos más

ÁLEX Bergantiños se ha especializado en goles que provocan subidones espectaculares en el deportivismo; aquel del Camp Nou en el empate mágico a dos tantos; el cabezazo que tumbó al Barça en Riazor por 2-1; el del sábado en Málaga... No es que haya que pensar en alinearlo de delantero centro, porque entonces sus dianas perderían la gracia y lo que es peor el equipo se quedarían sin el jugador que hace la labor sucia en la media. Estuvo espléndido en ese trabajo en La Rosaleda; la verdad es que todo el equipo estuvo espléndido. Martí planteó una estrategia defensiva perfecta y los futbolistas la llevaron a la práctica perfectamente. El único pero, y no se le puede poner ni al entrenador ni a la plantilla, es que esa lección magistral aún no ha servido para nada, ya que todo se pondrá en juego en los dos partidos de la promoción que aún están pendientes. El jueves y el domingo son esas dos fechas clave. Pocas horas antes de que el lume empiece a consumir la noche de San Juan se conocerá el desenlace. Las llamas pueden ser de Primera División.

Una lección magistral que aún necesita dos pasitos más
Comentarios