miércoles 03.06.2020

Una estrategia en dos fases para librarse de las consencuencias

con el objetivo de salir de la crisis que ha provocado su pacto con Bildu de la manera más indemne posible, el PSOE está haciendo un combo de estrategias para eludir responsabilidades. La primera, que es la base de todo el plan, es culpar a otro de haber pactado con los vascos la derogación de la reforma laboral. El objetivo está claro: el Partido Popular. Que se negó a aceptar la última prórroga del estado de alarma y abocó al Gobierno a recurrir a otros para garantizar la aprobación. La segunda parte de esta táctica es repetir el argumento en todos los foros posibles, hasta con megáfonos por la calle si fuese necesario. A ver si aunque solo sea por repetición acaba por calar entre los españoles. FOTO: la portavoz del gobierno, maría jesús montero, se sabe el plan | efe

Comentarios