Una polémica que se cierra a la espera de que llegue otra

Pues está bien eso de que ahora, después de que el presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo haya conseguido el compromiso de la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, de que se revisará lo del reparto de las candidades del IVA pendiente todo el mundo esté feliz. Es lo nomal, como lo hubiera sido antes, independientemente de quien hubiera tomado la decisión de aplazar ese pago. Porque lo importante es que ese dinero le pertenece a Galicia y son unos doscientos millones de euros que, a buen seguro, dan para tapar bastantes agujeros. Por ello, es normal que hasta los socialistas, que veían en la actitud de los populares gallegos un intento de desgastar al gobierno de Pedro Sánchez, hayan mostrado su satisfacción con el desenlace final de una polémica que nunca tuvo que haberlo sido. De hecho, la medida era criticada incluso desde Asturias por su presidente que puede ser muchas cosas, pero, desde luego, militante del PP no. Por suerte esta polémica parece enterrada. A ver lo que tarda en surgir una nueva. FOTO: Feijóo con la ministra de hacienda, María Jesús MOntero | aec